Menú de Navegación
Suscríbete >
Facebook Twitter Youtube Google+
Search X
- MÁS SECCIONES
X
CONTACTO Newsletter SUSCRÍBETE
  • Capital Coahuila
  • Capital Hidalgo
  • Capital Jalisco
  • Capital Morelos
  • Capital Oaxaca
  • Capital Puebla
  • Capital Quintana Roo
  • Capital Querétaro
  • Capital Veracruz
  • Capital México
  • Capital Michoacán
  • Capital Mujer
  • Reporte Índigo
  • Estadio Deportes
  • The News
  • Efekto
  • Diario DF
  • Capital Edo. de Méx.
  • Green TV
  • Revista Cambio
Radio Capital
Pirata FM
Capital Máxima
Capital FM
Digital
Prensa
Radio
TV
v Capital México =
Opinión / 

Cuando veas las barbas de tu vecino pelar

René Palacios
René Palacios corrsdfgeo6@correo.com
Hace 1 semana
Facebook Twitter Whatsapp

A lo largo de los ya casi 16 meses que lleva Donald Trump en el poder han variado las reacciones que en México se han tenido frente a su amenaza con acabar con el Tratado de Libre Comercio de América del Norte.

En un primer momento, las embestidas de Trump contra el TLCAN fueron capaces de sacudir con vientos huracanados al tipo de cambio, a los proyectos de inversión y al mercado bursátil. Con el paso de los meses y con el inicio del proceso de renegociación del tratado, en México fue surgiendo una suerte de vacuna frente a los exabruptos trumpeanos. Un tuit de Trump sobre el TLCAN en mayo del 2018 tiene un potencial destructivo o desestabilizador mucho menor al que hubiera tenido ese mismo tuit en mayo del 2017.

Pareciera que sobre Trump y en torno del TLCAN en México se tiene una convicción cada vez más sólida de que perro que ladra no muerde.

Esta atenuación de la percepción de la amenaza trumpeana, entre otras cosas, obedece a que sectores importantes de la economía y la política estadounidenses comenzaron a hablar positivamente del TLCAN desaconsejando a la Casa Blanca su eventual cancelación.

Desde la carta de más de 36 senadores republicanos apoyando al NAFTA hasta el llamado del gobernador de Texas, Greg Abbott, en el sentido de no cancelar el tratado por ser éste fundamental para el mantenimiento de la buena salud de la economía texana, cada vez son más los partidarios de conservar el acuerdo comercial trilateral. Sin embargo, hay que recordar que sobre el Acuerdo Nuclear Iraní también fueron muchos, muchísimos los aliados de Washington que advirtieron sobre los perjuicios que conllevaría que Estados Unidos se saliera de él y aun así Trump se terminó saliendo.

La única conclusión que de todo esto se puede sacar es que la espada de Damocles sigue pendiendo sobre el TLCAN, del mismo modo que lo ha hecho desde el primer día de la administración de Donald Trump

COMPARTE Facebook Twitter Whatsapp
TEMAS comercial trilateral Donald Trump Greg Abbott Mercado Bursátil Tratado de Libre Comercio de América del Norte
RECOMENDADO
INDICADOR POLÍTICO / Carlos Ramírez

Como PRI, Morena compra los votos del hambre

Hace 2 años
Carlos Ramírez
CIUDAD CAPITAL / Capital Digital

Vivienda, negocio y Morena

Hace 2 años
Capital Digital

México en el contexto global

Hace 2 años
Ma. del Carmen Díaz
PUNTOS SOBRE LA ÍES Seguir Leyendo>
Antonio Navalón

México económico

Antonio Navalón