Menú de Navegación
Suscríbete >
Facebook Twitter Youtube Google+
Search X
- MÁS SECCIONES
X
CONTACTO Newsletter SUSCRÍBETE
  • Capital Coahuila
  • Capital Hidalgo
  • Capital Jalisco
  • Capital Morelos
  • Capital Oaxaca
  • Capital Puebla
  • Capital Quintana Roo
  • Capital Querétaro
  • Capital Veracruz
  • Capital México
  • Capital Michoacán
  • Capital Mujer
  • Reporte Índigo
  • Estadio Deportes
  • The News
  • Efekto
  • Diario DF
  • Capital Edo. de Méx.
  • Green TV
  • Revista Cambio
Radio Capital
Pirata FM
Capital Máxima
Capital FM
Digital
Prensa
Radio
TV
v Capital México =
Opinión / NINGUNA

Los aires dictatoriales de Trump ya soplan en Washington

René Palacios
René Palacios corrsdfgeo6@correo.com
Hace 7 meses
Facebook Twitter Whatsapp

Todo parece indicar que con la llegada de Donald Trump al Despacho Oval, la doctrina estadounidense sobre libertad de expresión, de información y de prensa dará un giro copernicano.

Ahora resulta que el presidente, por lo demás el personaje que de manera natural es el principal destinatario de las críticas y cuestionamientos de los medios, podrá decidir cuál medio dice la verdad y cuál no, cuál medio es sensacionalista y tendencioso y cuál es imparcial y objetivo, cuál medio merece manifestar sus puntos de vista y cuál no y, en pocas palabras, a cuál medio el jefe de Estado le contestará preguntas y a cuál medio no. En lo que fue su primera conferencia formal como presidente electo, Trump se negó a responder una pregunta de un reportero de la cadena CNN. “Tú no, le decía Trump, tu empresa es tramposa y no publica la verdad. No te voy a contestar preguntas. Cállate”.

Lo cierto es que la verdad es un concepto relativo y en todo caso no hay una e incontrovertible, sino muchas, muchas verdades. En un sistema político democrático nadie es dueño de la verdad y el que lo es menos, es justamente el jefe de gobierno, en este caso, el presidente. La manifiesta intolerancia que Donald Trump ha demostrado ante la crítica y el disenso, confirman el talante autocrático del que de manera indirecta advirtió en su discurso de despedida el presidente Barack Obama y que desde luego constituye una amenaza a la democracia y a las libertades sobre las que se ha construido el gran país que es, o que quizás alguna vez fue Estados Unidos de América. Sería exagerado decir que los estadounidenses eligieron de manera democrática a un dictador. Sin embargo, sí es pertinente puntualizar que eligieron a alguien que indudablemente tiene madera para convertirse en uno.

COMPARTE Facebook Twitter Whatsapp
TEMAS Barack Obama Despacho Oval doctrina estadounidense Donald Trump jefe de Estado
RECOMENDADO
Momento Corporativo / Roberto Aguilar

Veolia y Promecap, duro contra la basura

Hace 3 meses
Roberto Aguilar
La Coyuntura / Vladimir Galeana

El mentiroso decadente

Hace 2 semanas
Vladimir Galeana
La Coyuntura / Vladimir Galeana

El misterio de los 10 millones

Hace 2 días
Vladimir Galeana
Artículo Seguir Leyendo>
Capital

Un antes y un después de Sedesol

Capital