Capital México
PUBLICIDAD
Jueves 15 de Noviembre 2018

Jueves 15 de Noviembre 2018

UnidadInvestigación
| | |

¿De dónde viene el reggaetón?

J Balvin, Bad Bunny y Ozuna. Foto: Instagram Foto Capital Media
|
27 de Mayo 2018
|
Hoy en día es un ritmo musical que esta muy de moda y se escucha en cualquier lado

AUTOR: MANUEL CARRASCO

Durante los últimos 30 años hemos sido testigos de la popularización global del reggaetón y sus híbridos con la música popular. Artistas como Daddy Yankee, Don Omar, Wisin y Yandel, J Balvin y Luis Fonsi se han encargado de que no quede ninguna duda sobre cuál es el género juvenil más popular –junto con el hip hop– hoy en día. Gracias a ellos, la latinización de la música popular vive un momento sin parangón y ha superado con creces las explosiones musicales latinas como el tango o la salsa del siglo pasado.

El origen del ritmo lo encontramos en una grabación hecha en Jamaica en 1984. Se trata de la famosa canción “Under Me Sleng Teng”, compuesta por King Jammy y Wayne Smith. La rola es revolucionaria desde su concepción, ya que es el primer riddim digital que se utilizó. Para los distraídos: el riddim es la parte instrumentalizada de una canción en géneros como el reggae, dub o dancehall.

Riddims famosos han sido grabados y reintrepretados por muchas bandas, conservando elementos que permiten asociarlos con el riddim original. “Darker Shade of Black” y “Drum Song” de Jackie Mittoo, y “Get in the Groove’” de los Heptones son riddims considerados estándares en la música de Jamaica.

La industria musical se adaptó a los avances tecnológicos de la última parte del siglo pasado y los teclados digitales sustituyeron, en muchos casos, a las numerosas bandas musicales que grababan en estudios. Jamaica no fue la excepción, y el sleng teng riddim es una muestra de ello. El riddim fue creado a partir de un ritmo pregrabado que venía incluido en el teclado MT-40 de Casio. King Jammy tomó el ritmo del teclado, lo rebajó, agregó unos aplausos y un piano para grabarlo en un sencillo de 7’’ junto con Wayne Smith.

“Under Me Sleng Teng” se convertiría así en la primera rola en usar un riddim digital y en un estándar en la música de Jamaica; además de sentar las bases del dancehall ochentero fue la columna vertebral de lo que después sería llamado reggaetón.

Es precisamente en el dancehall que el famoso riddim tuvo un impacto mayor y muchas canciones lo usaron como base. Una de las rolas más exitosas que usa el sleng teng riddim es “Dem Bow” de Shabba Ranks –grabada originalmente en 1990–, y que se convirtió en un estándar de dancehall. La canción fue producida por uno de los personajes jamaicanos más importantes dentro del desarrollo del reggaetón: Bobby Digital. “Dem Bow” es una de las rolas arquetípicas del reggaetón no sólo por el ritmo, también por la manera de cantar de Shabba Ranks.

Durante los ochenta y noventa el reggae/dancehall se popularizó en el Caribe y Centroamérica. En Panamá, el reggae se convirtió en un género muy popular, y los artistas locales tomaron canciones conocidas del género y les pusieron líricas en español. Varios clásicos de la época fueron traducidos y popularizados en las fiestas de reggae en Panamá City.

Los panameños armaron su propio circuito de fiestas callejeras de reggae manteniéndose al margen de la industria musical del país, que descalificó el género asociándolo con la delincuencia (¿les suena familiar?). Músicos locales como Aldo Ranks, Chico Man y Nando Boom se convirtieron en referencias para los fans que intercambiaban y vendían casetes con reggae en español.

La primera canción que obtuvo tiempo en el radio fue “La chica de los ojos café” de Renato. Con esa rola se inaugura la era del reggae en español en Panamá y, gracias a ella, una audiencia más grande entra en el frenesí del género. La rola tiene una letra romántica que fue lo que permitió su aparición al aire. Una vez que se rompió esa barrera, más rolas fueron incluidas en la programación regular de las estaciones de radio: canciones con temas más violentos y urbanos.

A mediados de los noventa, Kafu Banton encabezó la segunda generación de músicos de reggae en Panamá con la evolución del género que llamaron Reggae 110, llamado así por la cuenta de beats por minuto (BPM) que caracterizó la evolución del ritmo. El reggae se hizo aún más famoso y con una estética más cercana a los orígenes locales de la profundidad de los barrios panameños. Cuentos de la cripta fue el disco que grabó Kafu Banton junto con el productor El Chombo. Este disco es considerado una de las piedras angulares en la fundación del reggaetón y aparece recurrentemente como referencia en las conversaciones con los músicos de reggaetón actual.

Mientras tanto en Nueva York, el productor panameño Ramón Bustamante compuso un riddim inspirado en el “Dem Bow” de Shabba Ranks y que junto con El General (también avecindado en Nueva York y haciendo reggae en español) se convirtieron en las máximas influencias del Reggae 110 en Panamá. De El General estoy seguro que recuerdan clásicos “Te ves buena” y “Muévelo”, ambas son canciones en las que se pueden identificar las cadenas de ADN del reggaetón.

De alguna forma “Pounder” (la rola compuesta por Bustamante) y la obra de El General llegaron a Puerto Rico donde se popularizaron entre la comunidad hip hopper de ese país. Una vez que el riddim de “Pounder” se estableció en la isla, los productores le disminuyeron los beats por minuto (BPM) a 90 y voilà!: obtuvieron el beat/’riddim’ con el embate propio que definiría el reggaetón y la música popular de los años por venir.

Todavía tendrían que suceder un par de eventos para que el reggaetón se convirtiera en el ritmo más popular de la actualidad (según a los criterios que se utilizan hoy en día –plays en plataformas de streaming–). Entre las cuestiones que facilitaron la invasión del género están músicos como Diplo, MIA, Santigold y Calle 13, que utilizaron beats basados en la versión del dembow confeccionado en Puerto Rico (es precisamente ahí que el riddim se definió en una sola palabra y sin un espacio entre el dem y el bow).

Con el éxito mundial del género las aportaciones panameñas no recibieron tanta atención y los reflectores apuntaron a la Isla del Encanto. Otro ritmo que también colaboró al desarrollo y popularización del reggaetón es el baile funk de Brasil, que incorpora la estética del Miami Bass y de riddims digitales de Jamaica. El género brasileño ha sido demonizado con los mismos argumentos que el reggaetón, pero su influencia no puede ser soslayada. Precisamente la cantante inglesa M.I.A. popularizó un versión amigable del género a mediados de la década pasada.

Es indispensable otorgar el crédito a los orígenes jamaicanos y panameños del reggaetón, siempre considerando la aportación boricua que es la que le otorga al género su estética actual, y además es la versión que domina las listas de popularidad.

*Manuel Carrasco, fue conductor durante 11 años del programa de hip hop Scratchamama, transmitido por Ibero 90.9; además es dueño de la tienda de discos Revancha, cuyo catálogo está enfocado en los ritmos de la diáspora africana.

 

Te sugerimos:

Diputada propone que el reggaetón sea patrimonio

Aleks Syntek y su comentario sobre el reggaetón

 

 

LAF

 

 

Encuentra más notas sobre

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Notas relacionadas

Secuestradores de pariente de Gabriel García Márquez solicit [Leer más]

'Despacito' le da 7 récords Guinness a Luis Fonsi [Leer más]

Mueren los integrantes de la banda mexicana de metal Vigmika [Leer más]

Diez poderosas frases de la 'Bruja Cósmica', Janis Joplin [Leer más]

Recomendados