www.capitalmexico.com.mx
Viernes 12 de Agosto 2022

Por Covid-19 más pruebas y cancelaciones de eventos

 

A pesar del aumento de contagios de Covid-19, las autoridades de la Ciudad de México han descartado que haya una situación de emergencia.


Ante el aumento de casos de COVID-19, el Gobierno de la Ciudad de México ha cancelado eventos públicos masivos, ha aumentado el número de pruebas de detección para la población y continúa con la aplicación de la vacuna de refuerzo.

El 4 de enero de 2021, la Secretaría de Salud (Sedesa) y la Agencia Digital de Innovación Pública (ADIP) de la Ciudad de México informaron que los 117 centros de salud donde se realizan pruebas COVID-19, iban a ampliar sus horarios de las 8 de la mañana a las 2 de las tarde y se aplicarían hasta 200 pruebas al día, para alcanzar en total 23 mil 400 diarias.

También, informó que desde el martes 4 de enero, se reinstalaron 8 módulos de pruebas de antígenos en las plazas comerciales Zentralia, Pabellón Universidad, Centro Comercial Santa Fe, Parque Las Antenas, Parque Vía Vallejo, Centro Comercial Perisur, Chedraui Aragón y Fórum Buenavista.

Además, la Sedesa indicó que los Módulos de Atención Respiratoria del Seguro Social (MARSS) del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) continúan en funcionamiento y aplican pruebas COVID-19 gratuitas.

Por último, la dependencia de salud dio a conocer que dispondrá de macro quioscos nuevamente y su ubicación dependerá de las zonas de la capital del país donde haya más demanda de pruebas y casos confirmados.

CANCELACIONES Y VACUNAS CONTRA COVID-19

Tras el aumento de confirmados en diciembre, el Gobierno de la Ciudad de México suspendió la Verbena Navideña del Centro Histórico y canceló el concierto de Fin de Año que se iba a llevar a cabo en Paseo de la Reforma.

Además, la titular del ejecutivo local, Claudia Sheinbaum, informó que como medida de precaución tampoco habría Rosca de Reyes en el Zócalo.

En este sentido, Sheinbaum descartó la emergencia y mencionó que la principal acción para evitar más casos era continuar con la aplicación de las dosis de refuerzo de la vacuna anti COVID-19 para los habitantes de la ciudad.

Durante el último informe de la situación de la pandemia en la Ciudad de México, la Sedesa informó que el 100 por ciento de la población adulta de la capital tenía una dosis del activo médico, mientras que el 58 por ciento de los adultos mayores y el 38 por ciento del personal médico ya contaba con el refuerzo.