Sábado 20 de Julio 2019
| | |

Analizan consecuencias de violenta fusión de estrellas de neutrones

STAFF CAPITAL

STAFF CAPITAL

05 de Marzo 2019


México, 4 Mar (Notimex).- Un grupo internacional de astrónomos combinan radiotelescopios en los cinco continentes para demostrar la existencia de un estrecho flujo de material, conocido como “chorro de agua”, que surge de una fusión violenta de estrellas de neutrones.

Los astrónomos exponen las consecuencias de ese fenómeno, que hasta ahora confirma la asociación de las estrellas de neutrones con una de las explosiones más poderosas del Universo: los estallidos de rayos gamma.

Este evento es el primero y único de este tipo que se ha observado hasta ahora, y ocurrió en una galaxia a 130 millones de años luz de distancia de la Tierra, destacaron los astrónomos en un comunicado de la Universidad de Manchester, ya que investigadores de esta institución participan en el proyecto.

Las estrellas de neutrones son estrellas ultradensas, casi de la misma masa que el Sol.

Los astrónomos observaron el evento y la evolución posterior en todo el espectro electromagnético, desde rayos gamma y rayos X, hasta luz visible y ondas de radio. Doscientos días después de la fusión, las observaciones que combinaron los radiotelescopios en Europa, África, Asia, Oceanía y América del Norte, demostraron la existencia de un avión emergente de esta violenta colisión.

Esta fusión de estrellas de neutrones representa el primer caso en el que fue posible asociar una detección de ondas gravitacionales a un objeto que emite luz.

Robert Beswick, coautor del Centro de Astrofísica del Banco Jodrell, explicó que el equipo determinó que este evento produjo un potente chorro capaz de perforar el material expulsado de las estrellas de neutrones cuando se fusionaron.

“Este tipo de observaciones nos permitirá revelar los procesos que tienen lugar durante y después de algunos de los eventos más poderosos en el Universo”.

Después de la fusión, una gran cantidad de material y energía fue expulsada al espacio, formando una cáscara alrededor del objeto, por lo que siguen su evolución en diferentes longitudes de onda.

El equipo internacional realizó observaciones globales en la dirección de la fusión desde 2018, utilizando 33 radiotelescopios en todo el mundo.

 

NTX/MSG/ASTRO16