Capital México
PUBLICIDAD
Viernes 15 de Febrero 2019

Viernes 15 de Febrero 2019

UnidadInvestigación
| | |

Mazatltonatiuh Yaaxbeh, el Sacerdote Maya que rescata la cultura ancestral

Foto Capital Media
Autor
|
03 de Febrero 2019
|

Por Gabriela Ávila

* Pide no banalizar la espiritualidad por el creciente turismo

México, 3 Feb (Notimex).- En la actualidad indígena no es aquel que nace en una tribu o comunidad lejana. Indígena es aquel que reconoce al Sol como su padre y a la Tierra como su madre”: Abuelo Nezahualpilli.

Tiene tres nombres: Pär Oskar Simonnson, así lo bautizaron sus padres al nacer hace 42 años en Suecia, pero desde hace 18 años también es Mazatltonatiuh, que significa Sol Venado en náhuatl y Yaaxbeh, que es Camino Verde en Maya.

Desde niño nació su inquietud por conocer las culturas ancestrales mesoamericanas, su tío le leía cuentos sobre “los griegos del Nuevo Mundo” y conforme pasó el tiempo se fue adentrando más en el conocimiento, no solo de la historia, sino de la espiritualidad que ha pasado de generación en generación y de boca a oído en nuestros pueblos.

“Desde niño estaba preguntando por la cultura maya, tenía un tío que me estaba leyendo cuentos de la historia, siempre pedía que me leyera la historia de los mayas, entonces es una inquietud que llevo y veo también que aunque mi sangre no tiene esta historia, mi alma sí”, expuso.

Sus ojos azules y su cabello rubio contrastan con el color rojo de su faja y del Dzuc, un pañuelo atado a su cabeza que lo distingue como sacerdote maya.

Hace 18 años entró en contacto con la abuela Atyolotzin, Anciana de Tradición Tolteca, quien lo invitó a México. En ese mismo viaje conoció al Sacerdote Maya Tata Pedro De la Cruz, “quien ha sido mi maestro en este camino maya y quien siete años después me dio la iniciación de Aj’qui, es decir, “contador de días ”, o el que maneja el fuego sagrado”.

Con profundo respeto y veneración Yaaxbeh coloca en un círculo trazado en el piso velas de cebo; rojas, blancas, verdes, negras. También tabaco, ocote, copal, romero y copal.

Antes de encender el fuego maya sagrado, pide permiso a los cuatro rumbos para tener la protección y la guía de los cuatro elementos del universo durante la ceremonia.

Después comienza a invocar a cada uno de los 20 nahuales del calendario sagrado maya Tzol’ kin. Las 20 energías del universo que rigen el tiempo circular de este calendario compuesto por 13 meses.

El nahual regente de este día es “Tijax”, el cuchillo de obsidiana, el pez espada, el cirujano que tiene la potestad de cortar y retirar enfermedad y cualquier daño.

Al mismo tiempo que invoca al nahual en turno arroja al fuego dulces, velas, pan, copal, tabaco, ocote, romero, aguardiente, azúcar, miel, ajonjolí, semillas de maíz, girasol, frijol, piloncillo y canela en rama, como ofrenda en pago o multa para que sean perdonadas las malas acciones y se retire cualquier daño de su persona o de las personas por quienes está rezando.

Y así continúa orando y arrojando la ofrenda al fuego hasta terminar de hablarle a cada uno de los 20 nahuales en un ritual que dura entre tres y cuatro horas.

Cada una de estas 20 energías tiene características propias que se encuentran reflejadas en la naturaleza y la propia personalidad del ser humano.

Son las 20 fuerzas que tejen el mundo, que tejen el universo: “significa entrar en contacto con la energía que nos viene del Sol, que cada día cambia, que cada día tiene su personalidad, que tiene su fuerza propia, tener conocimiento de cómo llevar este diálogo con esta luz, porque también como cada día tiene su personalidad, esta luz que forma el día, uno puede contactarse de muchas maneras”.

Por momentos el fuego crece en grandes llamaradas que forman caprichosas figuras. En otros momentos, crepita de manera armoniosa, revelando sus secretos al Aj’Qui, que descifra sus señales.

El sacerdote maya explica que su responsabilidad es ayudar a la gente a encontrar una buena relación con el fuego sagrado, con los rayos de luz que dan vida, a crecer como las plantas que reciben los rayos del Sol en el sentido espiritual, pues se cura más que el cuerpo, el alma.

En la tradición maya también hay parteras y hueseros que trabajan con problemas físicos. El Aj’Qui, ofrece una atención integral. Sana el desequilibrio de los cuerpos, físico, mental y espiritual de las personas, “como restablecer el equilibrio”

En San Pedro de la Laguna, Guatemala su maestro, el Tata Pedro de la Cruz, le mostró el conocimiento y la sabiduría ancestral de los mayas.

Pär es arquitecto de profesión graduado del Instituto Real de Tecnología de Estocolmo y únicamente trabaja como consultor urbanista seis meses al año en su natal Gotemburgo. El medio año restante lo pasa junto con su esposa y dos hijos en México y Guatemala donde practica y aprende con sus maestros y guías espirituales.

Cuando llegó a Guatemala encontró a su maestro marginado dentro de su propia comunidad por la creciente influencia de iglesias evangélicas, la falta de interés por esta tradición entre los jóvenes y una tendencia a banalizar la espiritualidad por el creciente turismo.

“Allá mucha gente por esta influencia ha abandonado lo que es la tradición de allá, entonces yo creo también es por eso que a éste abuelo le ha gustado entregar también a alguien de afuera, porque la gente de su mismo pueblo hoy en día lo rechaza mucho. Lo llaman brujo, lo llaman cosas negativas, porque así es la doctrina de esas iglesias que sigue la gente”, relató.

Proveniente de una típica familia sueca luterana donde la relación con Dios no necesita intermediarios, a Pär el sacerdocio Maya le atrajo porque justamente le facilita ser mediador entre el Gran Aj’au, es decir Dios y la gente.

“Sentir la seguridad de que hay un medio para mí de entrar en contacto con la vida y comunicar lo que yo pido, lo que yo anhelo, o también comunicar para otra persona peticiones y anhelos y eso me da una confianza con la vida misma”, enfatizó.

Asegura que esta enseñanza sagrada lo ha hecho comprender que su vida es una experiencia de crecimiento espiritual con dos vertientes: “Esta vida que yo vivo y esta vida que me vive a mi”

NTX/GAG/MSG

Encuentra más notas sobre

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Más notas

El Rey Félix sabe que es su último año pero está animado [Leer más]

Puebla rescata empate como local ante Pachuca en Liga MX [Leer más]

Ejército, listo para defender a Venezuela: Maduro [Leer más]

Estados Unidos vence al Resto del Mundo en baloncesto [Leer más]

Recomendados