WWW.CAPITALMEXICO.COM.MX

Domingo 12 de Julio 2020
| | |

Diputadas plantean un apoyo mensual para las personas que han perdido su empleo

Desempleo Foto: Internet

Desempleo Foto: Internet

28 de Abril 2020

Este plan, podrá funcionar como el instrumento administrativo para desplegar el ingreso único vital para las medidas económicas y de apoyo en especie ante la emergencia ante el COVID-19.

Diputadas de Morena, PAN, Movimiento Ciudadano y PRD, solicitaron al Ejecutivo otorgar un Ingreso Único Temporal por tres mil 700 pesos, no condicionado, a las personas que han visto disminuidos sus recursos por la emergencia sanitaria por COVID- 19.

La presidenta de la Cámara de Diputados, la panista Laura Angélica Rojas Hernández, la morenista Lorena Villavicencio, así como Martha Tagle, de MC y la coordinadora de la bancada perredista Verónica Juárez Piña, proponen la constitución de este apoyo.

A través de un punto de acuerdo plantean beneficiar a la población que se dedica al sector informal y a las personas que pierdan su empleo.

“Se propone que apoyo económico directo se entregue través de tarjetas o los medios que sean necesarios por un monto de $3,746.00 pesos, por tres meses”.

En el documento señalan que las medidas de salubridad implementadas para contener la pandemia y proteger las vidas, están teniendo efectos inmediatos en los ingresos laborales de las 55,683,450 personas que estaban ocupadas a finales del 2019. Pero la magnitud de esa consecuencia será distinta para cada una de esas 55 millones de personas: habrá quienes conserven su empleo formal, quienes lo pierdan y quienes sigan laborando en la medida en la que sus productos y servicios sean solicitados.

Destacan que alrededor del 16 por ciento de los hogares mexicanos reciben al menos el 50 por ciento de sus ingresos de empleos en sectores altamente vulnerables y afectados por la pandemia -trabajo doméstico, comercio ambulante, pequeños negocios de servicio, comercio en establecimientos, otros sectores vulnerables- y/o de las remesas provenientes de otros países.

Por ello, las legisladoras consideraron que el ingreso único vital reduciría los efectos negativos de la pandemia y aceleraría la reactivación económica. Además, es indispensable para que la emergencia no condene la pobreza y a la vulnerabilidad a millones de hogares.

Precisaron que los recursos para esta estrategia tendrían como vía de implantación, el Programa para el Bienestar de las Personas en Emergencia Social o Natural, cuyo objetivo es mitigar los efectos adversos que circunstancias extraordinarias puedan tener sobre el bienestar de las familias y, así ayudar a garantizar “las condiciones mínimas para el bienestar integral”.

Este plan, podrá funcionar como el instrumento administrativo para desplegar el ingreso único vital para las medidas económicas y de apoyo en especie ante la emergencia ante el COVID-19, precisaron las cuatro legisladoras.

Más notas sobre