WWW.CAPITALMEXICO.COM.MX

Martes 29 de Septiembre 2020
| | |

Exceso de calorías, problema gordo

No disponible

No disponible

11 de Mayo 2016

¿Cuál es la forma correcta de quemarlas?

La nutrióloga y catedrática del Instituto Politécnico Nacional, Italibi Hernández Díaz, destacó que el consumo calórico diario en México aumenta debido a la ingesta desmesurada de productos repletos de harinas y azúcares, como en el caso de las galletas y “la famosa torta de tamal”, esta última con una elevada densidad energética.

 

Esto provoca que sea el principal factor que influye para que las personas aumenten de peso debido a la excesiva ingesta de alimentos preparados con grandes cantidades de grasa y carbohidratos.

 

Ante estos hechos, las personas buscan reducir la grasa corporal, exceso del consumo calórico diario y el sedentarismo, por lo que acuden a opciones como ejercicio y baños sauna; sin embargo, expertos en la materia señalan que sudar y adelgazar no tienen el mismo efecto.

Gráfico: René Perea

 

El sudor forma parte de la vida diaria y no se puede evitar. A veces es imperceptible, en otras ocasiones es evidente. La sudoración es un proceso que tiene muchos beneficios en el organismo.

 

Doctores, especialistas de medicina deportiva clínica, señalan que el ejercicio intenso de duración entre una y dos horas en un ambiente templado puede hacer perder uno por ciento del peso corporal.

 

Junto con el agua se pierden electrolitos, siendo los más importantes sodio y potasio, que son fundamentales para el equilibrio celular (homeostasis).

 

En la actualidad, muchas personas todavía creen que mientras más se suda más peso se está perdiendo, por consecuencia, se está adelgazando. Pero no es lo mismo sudar en un sauna que haciendo ejercicio, que es cuando se usa la energía que se genera consumiendo la grasa corporal que tiene el cuerpo.

 

“En términos prácticos, sudar no adelgaza; sólo pierdes agua. La sudoración no es un proceso que gaste suficiente energía para hacer perder peso consistente o adelgazar”, aclaran.

 

Por su lado, Ruth Pedroza Islas, académica de la Universidad Iberoamericana, mencionó que desde 1970 la ingesta calórica ha aumentado en el mundo en 523 calorías, de las cuales 76 por ciento podría provenir de azúcares agregados (edulcorantes usados en alimentos procesados).

 

Pedroza Islas detalló que el mayor consumo de calorías también se debe al incremento de la disponibilidad de alimentos procesados en el mercado. Si a esto se suma el sedentarismo por pasar horas en el transporte, la oficina o viendo televisión, el riesgo de presentar un problema de sobrepeso aumenta en 12 por ciento en nuestro país.

 

Señaló que la energía es la esencia de la vida misma, las distintas formas de energía son convertibles y éstas pueden expresarse en distintas unidades, ya que el cuerpo necesita energía para vivir. Y obtiene ésta de los alimentos que ingerimos en cada comida.

 

Además de energía, el organismo necesita de otros nutrientes como son las vitaminas y los minerales y éstos también forman parte de los alimentos. Sin embargo, tanto vitaminas como minerales no hacen un aporte energético.

¿Qué son las calorías?

Las calorías, básicamente, son una unidad de energía térmica. Desde el punto de vista científico, esta unidad de medida ha caído en desuso (se emplea el Julio como unidad de medida) aunque se continúa empleando para expresar el valor energético de los alimentos.

 

Las calorías a las que generalmente nos referimos al hablar del valor energético de un alimento determinado, realmente, hacen referencia a las kilocalorías. Por eso, las encontraremos con la abreviatura Kcal en las etiquetas de información nutricional, aunque, coloquialmente, nos sigamos refiriendo a ellas como calorías.

 

¿Cuál es la forma correcta de quemar las calorías?

Correr, hacer ejercicio bajo la luz del sol,  incrementa tu potencial para quemar grasa en 20 por ciento por el aumento de la producción de leptina, una hormona que controla cómo el cuerpo accede al almacenamiento de energía (o grasas);  beber mucha agua; una sesión de 15 minutos de risas desternillantes puede hacer que el consumo de energía aumente hasta 280 calorías en una semana.

 

Finalmente, para bajar las calorías se deben consumir, siempre que se pueda, los productos integrales, sobre todo pan, arroz y cereales; no pasarte con la sal, porque provoca retención de líquidos, abusa sin ningún remordimiento de las especias;  hacer ejercicio. Hay estudios que han demostrado que ejercitarse temprano ayuda a quemar grasa más rápido. Durante estas sesiones se pierde un kilo antes que en cualquier otro momento del día.

 

GG

Más notas sobre