Lunes 19 de Agosto 2019
| | |

Tomás Boy admite que debió evitar rebajarse en el conflicto con Gignac

No disponible

No disponible

30 de Julio 2019


Por Ricardo Blancas Ávalos

Guadalajara, 30 Jul (Notimex).- Tomás Boy, técnico del club de futbol Guadalajara, admitió que cometió un error al entrar en conflicto con el delantero francés de Tigres de la UANL, André-Pierre Gignac, pues debió evitar rebajarse.

En el segundo tiempo del partido entre Chivas y Tigres, correspondiente a la fecha tres del Torneo Apertura 2019 de la Liga MX, Boy y Gignac se hicieron de palabras, lo que le costó una segunda tarjeta amarilla al estratega y, por consiguiente, la roja.

“Soy un hombre, fue una tontería de mi parte, no debí haberme rebajado, pero es un asunto que quedó ahí en la cancha y ahí lo voy a dejar”, aseguró.

En conferencia de prensa, el estratega calificó de justo el duelo de suspensión que le aplicó la Comisión Disciplinaria de la Federación Mexicana de Futbol (FMF) por este altercado.

“El castigo es merecido, pero les puedo decir que tontamente me enganché, pero lo que sucedió en la cancha está en las imágenes y lo dejo en la cancha. No quiero hablar más al respecto en ese sentido. La suspensión es merecida porque no debe ser”, apuntó.

Indicó que él no puede pedir un castigo también para Gignac, “nunca me meto con los jugadores adversarios para nada, aquí simplemente me enganché, las imágenes son claras, para mí es carpetazo”.

“Lo que pasó en la cancha ahí quedó, después hay organizaciones que observan la conducta de los participantes, jugadores, entrenadores”, estableció.

Dejó en claro que los altos mandos no han hablado con él sobre esta situación, sin embargo, reconoció que este tipo de problemas deben ser evitados a toda costa.

“La directiva no me ha dicho nada exactamente, pero evidentemente no es bueno para la imagen. No me han dicho nada, pero sí creo que va a haber mucha provocación, sé que va a haber provocación, pero ha habido desde que me conozco”, acotó.

Reiteró que debe tener un mayor control en sus emociones porque, al final, la banca es el sitio donde debe estar y no en la tribuna.

“Es el desafío de todos los días, hay que trabajar mucho sobre uno mismo, necesito estar cerca de mis jugadores, no me contrataron para estar en la tribuna, es evidente que ahí tiene que haber una sustancial mejoría de mi parte, pero es futbol”, sentenció.

-Fin de nota-

NTX/RBA/AGG