WWW.CAPITALMEXICO.COM.MX

Jueves 17 de Octubre 2019
| | |

Ruptura de una artería, causa de muerte de Yupik

Foto: Especial

Foto: Especial

14 de Noviembre 2018

La muerte de Yupik despertó suspicacias entre una organización de animalistas canadiense; creen que pudo haber sido sacrificada

La ruptura de la arteria aorta fue la causa del deceso de la osa polar Yupik, el pasado lunes, señaló Josué Rangel Díaz, director del Parque Zoológico Benito Juárez, en Morelia.

La necropsia efectuada al ejemplar arrojó que un aneurisma provocó la ruptura de la aorta, lo que, a su vez, generó una hemorragia interna que puso fin a la vida de Yupik.

Detalló que patólogos adscritos a la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo (UMSNH), el Instituto Mexicano de Fauna Silvestre y la Universidad Autónoma de Querétaro llevaron a cabo el procedimiento, con la presencia de los médicos del Parque Zoológico Benito Juárez y la delegación en Michoacán de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa).

Agregó que los eventos que derivaron en el fallecimiento de la osa polar fueron propiciados por su edad avanzada, ya que Yupik contaba con 27 años, en tanto que la media de vida dela especie es de cerca de 18 años.

Josué Rangel manifestó que en sus últimos días el ejemplar no evidenció signos de malestar o enfermedad.

**Muerte de Yupik despierta suspicacia en organizaciones animalistas**

La organización animalista con sede en Canadá Zoocheck lamentó el deceso de Yupik, a tan solo 24 horas de vencer el plazo de 45 días de espera previo a la realización de los trámites de recuperación del ejemplar por parte del Servicio de Pesca y Vida Silvestre de Estados Unidos, quien contaba con su propiedad.

Aseveró que Estados Unidos revocó el préstamo permanente y condicionado al cuidado óptimo de Yupik que permitió que la osa polar arribara al Parque Zoológico Benito Juárez en 1992, procedente de Alaska y con tres meses de edad.

Zoocheck advirtió, sin contar con elementos de prueba para ello, que la osa polar “pudo ser sacrificada por el personal del recinto”, a fin de “evitar su repatriación a Estados Unidos”.

La organización recordó que en febrero de este año el Parque Zoológico Benito Juárez declinó continuar en la gestión para el traslado del ejemplar a un santuario en Reino Unido, donde tendría mejores condiciones de vida, compañía de otros especímenes y un clima más cercano al de su hábitat natural.

Esta negativa “retrasó por meses” la atención adecuada de la osa polar y propició el agravamiento de su deterioro físico y conductual, afirmó.

“El momento de la muerte de Yupik parece ser una excepcionalmente coincidencia, ya que el Servicio de Pesca y Vida Silvestre de Estados Unidos tiene el derecho, bajo la carta de autorización, de asistir a la necropsia de Yupik, eso es lo que los alentaremos a hacer. Queremos saber lo que pasó, esto aún no ha terminado”, aseguró Zoocheck.

Encuentra más notas sobre