WWW.CAPITALMEXICO.COM.MX

Martes 24 de Noviembre 2020
| | |

Saldo blanco en Yucatán por el paso de “Zeta”: Vila Dosal

No disponible

No disponible

29 de Octubre 2020

El gobernador encabezó de manera virtual sesión del Consejo de Protección Civil del estado 

Convocados por el gobernador Mauricio Vila Dosal, se realizó la Tercera Reunión Extraordinaria del Comité Estatal de Emergencia del Consejo de Protección Civil de Yucatán, donde se hizo un balance de los daños ocasionados por el huracán “Zeta” en el estado que, afortunadamente, se reducen únicamente a afectaciones materiales menores. 

Recordó que todas las acciones implementadas fueron tomadas de manera preventiva a fin de estar preparados para enfrentar esta emergencia, lo que dio resultado a que, tras el paso de “Zeta”, se tenga saldo blanco, al tiempo de insistir que la temporada de huracanes aún no termina, por lo que todos debemos estar preparados.

Agradeció el apoyo y coordinación que se ha mantenido con el Ejército, la Conagua y CFE, para atender y dar respuesta oportuna a los daños; no obstante, Vila Dosal recalcó que la temporada de huracanes aún no termina, por lo que convocó a seguir trabajando conjuntamente como se ha estado haciendo.

En videoconferencia, Vila Dosal dio seguimiento a las acciones que se están realizando en apoyo de los habitantes de los municipios y localidades afectadas, así como de los trabajos coordinados que se están llevando a cabo para atender afectaciones en calles, carreteras, así como el servicio de energía eléctrica.

Recalcó la importancia de seguir tomando en cuenta las medidas de prevención del Coronavirus para evitar rebrotes, como ha sucedido en Europa, ya que, aunque al momento los indicadores se han mantenido estables, ya llevamos 2 huracanes en 15 días, lo que ha traído consigo un aumento en la

movilidad social, por lo que se estima un posible incremento en los contagios.

Vila Dosal llamó a la sociedad civil a ser empáticos y colaborar ante este tipo de emergencias, pues resaltó que hay que estar preparados para lo peor, pero esperando lo mejor, como se ha venido haciendo.