Capital México
PUBLICIDAD
Miércoles 20 de Febrero 2019

Miércoles 20 de Febrero 2019

UnidadInvestigación
| | |

Lula se entrega para cumplir condena por corrupción

El ex mandatario irá a la cárcel. Fotos: AP Foto Capital Media
|
07 de Abril 2018
|
Insisten en que, aun así, puede mantener su aspiración presidencial

El ex presidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva se entregó a la Policía de su país, después de un tenso enfrentamiento con sus partidarios que trataron de impedir su salida de una sede sindical el sábado.

Lula abandonó el sindicato metalúrgico rodeado de varios guardaespaldas que empujaron a los seguidores que trataban de evitar que saliera. A su salida, Lula ingresó a un vehículo de la Policía en un convoy de autos. El ex mandatario fue trasladado a una delegación policial en Sao Paulo. De ahí, será trasladado a la ciudad de Curitiba, en el estado vecino.

Antes, el mismo sábado, los partidarios del ex presidente no le permitieron salir del lugar a bordo de un vehículo, bloqueando la puerta.

Lula fue condenado por corrupción y sentenciado a 12 años y un mes de prisión.

El ex presidente Lula da Silva había asegurado el sábado, ante miles de seguidores, que se entregaría a la Policía, pero insistió en su inocencia y en que la condena por corrupción era un medio empleado por sus enemigos para impedir que se presente -y posiblemente gane- las elecciones en octubre.

AQUÍ PUEDES LEER: “Entre más me atacan, más crece mi relación con el pueblo”: Lula Da Silva

El juez federal Sergio Moro había dado como plazo a Lula hasta el viernes por la tarde para que se presentara ante la Policía en Curitiba, a unos 417 kilómetros (260 millas) al suroeste de Sao Bernardo do Campo.

Lejos de ello, el dirigente se encerró con sus partidarios en el mismo sindicato metalúrgico, que fue la cuna espiritual de su ascenso al poder en uno de los países con mayor desigualdad del mundo.

Lula asistió por la mañana a una misa en memoria de su difunta esposa en la sede del sindicato metalúrgico en Sao Bernardo do Campo, un suburbio de Sao Paulo.

La orden de detención de Lula fue emitida el jueves, horas después que el Supremo Tribunal Federal denegara por votación de 6-5 una solicitud de Lula de no ir a la cárcel mientras apela una sentencia que, según él, es sólo una maniobra para impedir que su nombre aparezca en las boletas de las elecciones de octubre.

Moro, considerado por muchos brasileños un héroe contra la corrupción por su labor al frente de la “Operación Autolavado”, condenó al ex mandatario el año pasado por hacer favores a una constructora a cambio de la promesa de un apartamento en primera línea de playa.

El fallo fue ratificado en enero por un tribunal de apelaciones. Lula niega haber cometido delito alguno en ese caso ni en las acusaciones de corrupción en su contra que están pendientes de juicio.

Pase lo que pase, el arresto de Lula supondrá una caída colosal para el hombre que llegó al poder contra pronóstico en una de las naciones más desiguales del mundo. Presidió el país entre 2003 y 2010 y dejó el puesto con un índice de aprobación superior al 80%.

El Partido de los Trabajadores insistió en que Lula, de 72 años, seguirá siendo el candidato de la formación para los comicios de octubre. Técnicamente, empezar a cumplir su condena no le obliga a abandonar la carrera electoral. La corte electoral brasileña, el Tribunal Superior Electoral, decidirá sobre las candidaturas en agosto. Se espera que vete al ex dirigente con base en la ley que impide la elección de aspirantes con condenas confirmadas, aunque esa decisión podría ser recurrida.

Con información de AP

dgp

Encuentra más notas sobre

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Notas relacionadas

PES acusa a Tribunal Electoral por bloquearlo electoralmente [Leer más]

Morena, con amplia ventaja en elección de Puebla: Roy Campos [Leer más]

Mueren 10 por incendio en sede del equipo Flamingo en Brasil [Leer más]

Si tu apellido empieza con la letra A, esto te interesa [Leer más]

Recomendados