Capital México
PUBLICIDAD
Martes 23 de Abril 2019

Martes 23 de Abril 2019

UnidadInvestigación
| | |

May enfrenta voto de censura tras rechazo a plan de Brexit

Foto AP Foto Capital Media
Autor
|
18 de Enero 2019
|

LONDRES (AP) — Los legisladores británicos rechazaron el martes por abrumadora mayoría el acuerdo de la primera ministra Theresa May para la salida del país de la Unión Europea, hundiendo al proceso en un caos y abriendo el camino para un voto de censura que podría destituirla.

El revés estaba previsto, pero el margen de derrota en la Cámara de los Comunes — 432 a 202 — fue devastador para el frágil liderazgo de May.

La votación ocurrió después de más de dos años de agitación política en los que May apostó su reputación política en concretar un acuerdo de Brexit y que culminó con la peor derrota para el gobierno en la Cámara de los Comunes en la historia moderna.

Momentos después de darse a conocer el resultado —que el presidente de la cámara John Bercow anunció diciendo “los ‘no’ lo tienen” ante una abarrotada cámara—, May señaló que lo correcto era probar si el gobierno aún contaba con el apoyo de los legisladores para continuar. El líder opositor Jeremy Corbyn respondió rápidamente señalando que el gobierno de May había perdido la confianza del Parlamento.

Los legisladores votarán el miércoles su moción de censura. En caso de que el gobierno pierda, tendrá 14 días para revertir el resultado o enfrentar una elección nacional.

Aunque May no cuenta con la mayoría en el Parlamento, es posible que sobreviva a la votación a menos que los legisladores de su Partido Conservador le den la espalda. El Partido Unionista Democrático de Irlanda del Norte, que apoya al gobierno de May, dijo que la respaldará.

“La Cámara ha hablado y el gobierno escuchará”, dijo May tras la votación, que deja en agonía el plan de Brexit a tan solo 10 semanas de que el país deba dejar la Unión Europea el 29 de marzo.

May prometió consultar con los legisladores sobre los movimientos a futuro, pero dio pocos indicios sobre su siguiente paso. El Parlamento le dio al gobierno hasta el lunes de plazo para presentar una nueva propuesta.

La premier enfrenta una difícil decisión: Guiar al país hacia un divorcio “sin acuerdo” con la Unión Europea o intentar encaminarlo hacia una separación más amigable. En tanto, los legisladores tanto del gobierno como de la oposición le disputan el control del proceso del Brexit al gobierno para que, en una votación mayoritaria, puedan establecer un plan específico para la salida de Gran Bretaña del bloque europeo.

Pero sin una clara mayoría parlamentaria para cualquiera de las opciones, existe una creciente posibilidad de que Gran Bretaña intente posponer su fecha de salida en lo que los políticos trabajan en un nuevo plan, o incluso devolverle a los votantes la decisión con un nuevo referendo sobre su pertenencia a la Unión Europea.

“Si no puede resolver el estancamiento en Westminster, entonces debe referirlo nuevamente al pueblo”, dijo el legislador del Partido Laborista, Chuka Umunna, quien está a favor de un segundo referendo.

May, quien pospuso una votación sobre el acuerdo en diciembre pasado para evitar una derrota segura, les imploró a los legisladores que respaldaran su propuesta y cumplir la decisión que tomaron los votantes en 2016 para salir de la Unión Europea.

Pero el acuerdo quedó condenado debido a la oposición de ambas partes del conflicto sobre el lugar del Reino Unido en el bloque. Legisladores a favor del Brexit señalaron que el acuerdo dejaría al país atado indefinidamente a las reglas europeas, mientras que los políticos proeuropeos buscan una relación económica aún más estrecha con el bloque.

La sección más polémica del pacto era una política conocida como “salvaguarda”, diseñada para evitar la reintroducción de controles fronterizos entre Irlanda del Norte, que pertenece al Reino Unido, e Irlanda, miembro de la Unión Europea. Las garantías de los líderes europeos de que la salvaguarda es una medida temporal de último recurso no convencieron a muchos de los escépticos británicos.

Dos años y medio después del referendo, Gran Bretaña sigue dividida sobre si abandonar la Unión Europea y cómo hacerlo.

___

Casert reportó desde Estrasburgo, Francia. Los periodistas de The Associated Press Danica Kirka en Londres y Frank Jordans en Berlín contribuyeron a este despacho.

Encuentra más notas sobre

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Más notas

Gira “90’s Pop Tour” ofrecerá en Tijuana concierto nostálgic [Leer más]

Dan balance de estrategia contra robo de gasolina [Leer más]

Estado Islámico reivindica cadena de atentados en Sri Lanka [Leer más]

Puerto Vallarta se engalana con feria dedicada al mariachi [Leer más]

Recomendados