WWW.CAPITALMEXICO.COM.MX

Sábado 21 de Septiembre 2019
| | |

Rechaza Nicaragua informe de la ONU sobre crisis sociopolítica

No disponible

No disponible

06 de Septiembre 2019


Managua, 6 Sep (Notimex).- El gobierno de Nicaragua rechazó este día un informe de Naciones Unidas (ONU) que describe un ambiente de represión contra la oposición y una impunidad generalizada por las violaciones a los derechos humanos en el marco de la crisis sociopolítica que se vive en el país.

El informe de la titular del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH), Michelle Bachelet, está alejado de la realidad, con visión parcializada y sesgada, ya que minimiza las acciones criminales tendientes a romper el orden constitucional, indicó el gobierno del presidente Daniel Ortega.

En el reporte “repiten sin verificar noticias falsas contra el Estado de Nicaragua haciendo señalamientos de manera irresponsable y con ligereza sin ninguna prueba, tales como el uso desproporcionado de fuerza, supuestas ejecuciones extrajudiciales, torturas y violaciones sexuales en los centros de detención, entre otros”, señaló.

“El período del informe (del 19 de agosto de 2018 al 31 de julio de 2019) debe considerar la realidad actual y no retrotraerse a hechos de períodos anteriores al 19 de agosto de 2018”, añadió.

También cuestionó su metodología para obtener la información, al argumentar que la identificación de fuentes y la recopilación de datos se realizó a partir de criterios parcializados y arbitrarios. 

 Aunque la respuesta del gobierno de Ortega fue presentada ante la ONU, el 2 de septiembre pasado, se dio a conocer hasta este viernes, luego que se hiciera público el informe de Bachelet sobre la situación en Nicaragua.

El documento del organismo de Naciones Unidas describe un panorama de intensa represión del gobierno a la oposición, así como una impunidad generalizada por las violaciones a los derechos humanos ocurridas en el contexto de las manifestaciones que comenzaron desde abril en 2018.

Bachelet pide que se reanude de manera urgente un diálogo significativo e inclusivo entre el gobierno y la oposición, además de haya una reparación para las víctimas.

La alta comisionada de la ONU para los Derechos Humanos indicó en su informe haber documentado “graves violaciones de los derechos humanos cometidas desde mediados de abril de 2018 en el contexto de las protestas” en Nicaragua.

“Los arrestos y detenciones arbitrarios continuaron siendo un medio de represión (contra) la disidencia, y persistieron los casos de torturas y malos tratos a personas privadas de libertad en relación con las protestas”, precisa el documento, que pone en entredicho la actuación de la policía y los elementos paramilitares.

Asegura además que se observa el uso del sistema de justicia para criminalizar a la disidencia y garantizar la impunidad de los responsables de las violaciones de los derechos humanos, lo que demuestra la falta de independencia del Poder Judicial respecto al Ejecutivo.

La crisis sociopolítica en Nicaragua inició en abril de 2018, cuando estalló una ola de protestas contra una reforma a la seguridad social, que derivó en manifestaciones para exigir la renuncia de Ortega, las cuales fueron reprimidas por las fuerzas del orden y paramilitares, con un saldo de más de 300 muertos.

El informe de la OACNUDH hizo 14 recomendaciones para encontrar una solución pacífica a la crisis, entre las cuales figuran un llamado al diálogo, reformas electorales, justicia, desarme de los grupos paramilitares y reparación para las víctimas.

También recomendó la investigación de crímenes y delitos de lesa humanidad cometidos por el gobierno de Ortega, entre otras medidas.

-Fin de nota-

NTX/I/CMV/FHB/