WWW.CAPITALMEXICO.COM.MX

Sábado 19 de Septiembre 2020
| | |

El senador Raúl Paz propone Parlamento Abierto para analizar prohibición de la venta de comida chatarra

Raúl Paz Alonzo Foto: Internet

Raúl Paz Alonzo Foto: Internet

12 de Agosto 2020

En el texto se prohíbe la publicidad actual de alimentos empaquetados de alto contenido calórico y de bebidas azucaradas, a fin de apoyar la nutrición infantil ante el coronavirus.

El senador panista, Raúl Paz Alonzo dijo estar en desacuerdo con la estrategia del Gobierno federal para atender la pandemia, pero coincidió en que el consumo de refrescos embotellados y la comida chatarra, afectan directamente la salud de los mexicanos, especialmente a la población infantil.

Luego de que el Senado diera entrada a una iniciativa para prohibir en todo el país la venta de alimentos empaquetados de alto contenido calórico y de bebidas azucaradas a menores de edad, el legislador propuso convocar a un Parlamento Abierto, a través de la Comisión de Salud, para discutir la iniciativa con la participación de agrupaciones civiles y empresarios que puedan enriquecer el documento.

En el texto se prohíbe la publicidad actual de alimentos empaquetados de alto contenido calórico y de bebidas azucaradas, a fin de apoyar la nutrición infantil ante el coronavirus.

Se indica que las campañas publicitarias deberán ajustarse a la información sobre las características, calidad y técnicas de elaboración de la bebida o comida y no presentarla como de bienestar o salud, o asociarlos a celebraciones cívicas o religiosas.

No podrá asociarse los productos con ideas o imágenes de mayor éxito en la vida afectiva y sexualidad de las personas, o hacer exaltación de prestigio social, virilidad o femineidad. Tampoco con actividades creativas, deportivas, del hogar o del trabajo, ni emplear imperativos que induzcan directamente a su consumo, detalló Paz Alonzo.

Además, publicistas y mercadólogos no podrán incluir en imágenes o sonidos donde participen niñas, niños o adolescentes, ni dirigirse a ellos para inducirlos al consumo de embotellados o frituras.

A las tiendas de auto servicio, abarrotes y a las misceláneas, se prohíbe el comercio, distribución, donación, regalo, venta y suministro de alimentos empaquetados de alto contenido calórico y de bebidas azucaradas a menores de edad, establece la iniciativa.

Tampoco podrán venderse en distribuidores automáticos o máquinas expendedoras instaladas en centros deportivos y en instituciones educativas públicas y privadas.

Otro punto de la iniciativa obliga a los comercios a tener muy visible un anuncio con la leyenda sobre la prohibición de venta de esos productos a menores de edad.

Más notas sobre