WWW.CAPITALMEXICO.COM.MX

Sábado 04 de Julio 2020
| | |

El terror de la industria de huevo en México

Gallinas Foto: MFA

Gallinas Foto: MFA

30 de Junio 2020

El terror comienza cuando las gallinas que son explotadas por sus huevos y son confinadas en pequeñas y sucias jaulas de alambre durante casi toda su vida.

Mercy for Animals realizó una investigación sobre la industria del huevo en México.

Investigadores encubiertos se dieron a la tarea de visitar siete granjas de huevos en México; ellos encontraron sufrimiento animal y el grave riesgo que la industria del huevo y de otros productos de origen animal representan para la salud.

El terror comienza cuando las gallinas que son explotadas por sus huevos son confinadas en pequeñas y sucias jaulas de alambre durante casi toda su vida.

La producción industrial de huevos les causa un gran sufrimiento a las gallinas. El confinamiento intenso y la falta de higiene en las granjas industriales debilitan su sistema inmunológico y crean un ambiente que favorece la propagación de enfermedades.

Todo esto presenta un gran riesgo ya que algunos virus de influenza aviar son mucho más letales que el nuevo coronavirus. El H5N1, que actualmente circula en granjas de pollos, tiene una tasa de mortalidad humana de aproximadamente 60%.

En una de las granjas de Huevo Guadalupe, alrededor de 900 gallinas murieron en un solo día. Los trabajadores de la instalación informaron sobre una “gripe” entre las aves.

Muchas cepas de influencia avias son zoonóticas, es decir, son capaces de infectar a los humanos; e incluso el virus puede mutar y convertise en altamente peligroso.

Durante la investigación, pudieron observar gusanos y estiércol justo debajo de los huevos destinados al consumo humano.

Y hay otra realidad a la que tenemos que hacerle frente, las granjas industriales son el foco de cultivo ideal para que algunas enfermedades se propaguen entre los humanos.

Sin embargo eso no es todo, las gallinas que recibieron antibióticos; algunos huevos tenían manchas azules tras haber sido salpicados con agua que contenía ese medicamento. Pero la producción no se detuvo. La granja siguió enviando huevos a los mercados todos los días.

Las granjas industriales son uno de los principales causantes de la resistencia a los antibióticos, ya que estos son constantemente administrados a los animales, no solo para tratar infecciones sino para hacer posible que sobrevivan a las precarias condiciones de higiene, confinamiento y estrés a las que son sometidos. Más del 70% de los antibióticos en el mundo se usan en animales explotados como alimento.

Más notas sobre