WWW.CAPITALMEXICO.COM.MX

Domingo 15 de Diciembre 2019
| | |

Falsificación de firmas, nueva polémica en caso Anaya

Ricardo Anaya es acusado de lavado de dinero por este proceso. Foto CUARTOSCURO.

Ricardo Anaya es acusado de lavado de dinero por este proceso. Foto CUARTOSCURO.

14 de Marzo 2018

Dos personajes relacionados en la compra de la nave industrial acusan falsificación de firmas

La nueva polémica en el caso de Ricardo Anaya sobre la compra de una nave industrial es por falsificación de firmas. El notario público Salvador Cosío Gaona interpuso una demanda por no reconocer su firma en la copia certificada del cambio de dueños de la empresa Manhattan Master Plan Development, la cual compró la nave industrial al aspirante presidencial de la alianza “Por México al Frente” por 53 millones de pesos, y cuya operación es investigada por la Procuraduría General de la República (PGR) por el delito de lavado de dinero.

De acuerdo con una investigación del diario El País, Cosío Gaona compareció la semana pasada ante la PGR para formular una querella por la falsificación de su firma, pues dijo no reconocer su rúbrica en los documentos de cambio de acionistas, y que tampoco tienen las características con las que suele proceder.

El País refirió este día que los abogados David Alberto Galindo y Daniel Rodríguez, organizadores de la compra de la nave industrial, y apegados a la figura jurídica de reconocer su participación en un ilícito, resarcir el daño y no ser juzgados, declararon a la PGR que Cosío Gaona fue el notario encargado de avalar el cambio de dueños en la empresa Manhattan Master Plan Development. Dicho cambio se sugirió para que el proceso de compra-venta tuviera congruencia, pues los primeros dueños de Manhattan Master Plan eran Luis Alberto López y María Amada Ramírez Vega, personas de confianza de Manuel Barreiro, empresario de Querétaro allegado a Ricardo Anaya.

No obstante, el esposo de Amada Ramírez, Humberto Hernández, también aseguró ante la PGR que nunca tuvieron constancia de la existencia de la compañía y que se habían enterado por los medios de comunicación, por lo que, aseguró, la firma usada para la constitución de la empresa, es falsa.

La historia del caso

De acuerdo con el abogado David Alberto Galindo, Manuel Barreiro los contrató para que elaboraran una estructura financiera y corporativa que perdiera el rastro del dinero al hacer la compra de la nave industrial, todo ello con el objetivo de ocultar el origen de los recursos y de mantener a salvo a Anaya.

Así, continúan los abogados según el texto de El País, se creó la empresa Manhattan Master Plan explícitamente para la operación de compra de la nave industrial, pero se decidió que se cambiara al dueño y colocara a Juan Carlos Reyes, hermano de un socio de Barreiro en varias empresas.

Luego, sigue Daniel Rodríguez, se elaboró una acta de asamblea con fecha anterior a la compra de la nave industrial, que se materializó el 25 de agosto de 2016, por lo que se señaló el 11 de julio de 2016 como momento en el que se cambió de dueños en Manhattan Master.

Pero dicha copia certificada de cambio de dueños es la que el notario Cosío Gaona desconoce.

LEE: La ruta del dinero en el caso Anaya

Responde Anaya

Por su parte, Ricardo Anaya se deslindó de cualquier relación con el notario público Salvador Cosío Gaona.

El candidato del Frente dijo que el asunto es un ataque más del gobierno federal, por lo que hizo un llamado a no perder de vista que el notario Cosío Gaona, de Zapopan, Jalisco, actualmente es candidato a la gubernatura de ese estado por el Partido Verde Ecologista de Mexico (PVEM), el cual va en alianza con el PRI para impulsar la campaña de José Antonio Meade.

“Y su papá fue gobernador por el estado de Jalisco por el PRI, entonces a pesar de que no tiene nada que ver conmigo, sí haría un llamado a no perder de vista quién es este notario”, señaló.

Se deslindó al aclarar que la supuesta falsificación de documentos es parte de un procedimiento interno de una empresa que no es de su propiedad, a la cual solo le vendió una propiedad que fue avalada por la notario público Esthela de la Luz Gallegos y no por Salvador Cosío.

 

DSL.

Encuentra más notas sobre

Orquidea News