www.capitalmexico.com.mx

Lunes 02 de Agosto 2021
Seguimiento de COVID-19 México 02 agosto 2021 · 21:22
2,861,498 Confirmados
2,241,868 Recuperados
241,279 Decesos

No ver, sino escuchar… así nuevo sistema anti-huachicol

 

Es equivalente a colocar 4 mil micrófonos


Especialistas en sistemas de detección distribuidor para ductos petroleros de la empresa mexicana Ambher TM presentaron un sistema de fibra óptica para detectar tomas clandestinas, con el propósito de reducir el robo de combustible de Petróleos Mexicanos (Pemex).

Juan Carlos Ambrosío, director general de Ambher TM, dijo que según cifras sustentadas en datos duros de Pemex y de especialistas en seguridad y análisis de riesgo, en los últimos tres años, en los ductos de Pemex se han realizado cerca de 36 mil tomas clandestinas.

Del año 2000 al año 2018 el número de tomas clandestinas ascendió a 47 mil 200, lo que equivale a casi 3 tomas por kilómetro en toda la red de ductos de Pemex cuya longitud es superior a los 14 mil kilómetros.

Asimismo, dijo el especialista, que el número de tomas clandestinas tuvo un crecimiento exponencial de 155 tomas anuales en el año 2000 a 12 mil 581 a diciembre del 2018. Y del 2000 a 2010 pasó de 155 a 691 tomas clandestinas, “pero a partir de ahí hubo un crecimiento exponencial” hasta llegar a las 12 mil 581 tomas, es decir, en 2011 hubo mil 361 tomas clandestinas.

Mientras que en 2012, mil 635 tomas; en 2013, 2 mil 613 y en 2014, 4 mil 219.

Para el 2015, dijo Juan Carlos Ambrosío, las tomas clandestinas alcanzaron las 5 mil 574, en 2016, 6 mil 873, en 2017, 10 mil 373 y las 12 mil 581 tomas clandestinas, al término del periodo del 2018.

“Por eso es necesario transportar de manera más segura y confiable el petróleo y el gas al mercado mexicano. Si bien existen varios desarrollos en tecnología de monitoreo de ductos, la mayoría de estos sistemas tienen limitaciones que dejan a los ductos vulnerables a fugas, daños y robos”, dijo.

Al presentar la propuesta tecnológica denominada “Sistema de Detección Acústico Distribuido”, Ambrosío dijo que al terminar la administración federal de Vicente Fox Quesada, existían 890 tomas clandestinas, y para el final de la administración de Felipe Calderón Hinojosa 4 mil 841 tomas clandestinas que representan un crecimiento porcentual de 443%, mientras que al final del gobierno de Enrique Peña Nieto, la cifra llegó a un total de 41 mil 316 tomas, lo que representa un crecimiento porcentual de 753 por ciento.

“Es por ello que como especialistas en la materia estamos proponiendo al Presidente Andrés Manuel López Obrador, una nueva tecnología denominada Sistema de Detección Acústico Distribuido a fin de contribuir como sociedad en la solución de los problemas nacionales como es la corrupción y la meta de hacer más con menos”.

Según la empresa Ambher TM, dicho sistema de monitoreo en tiempo real convierte una fibra óptica de telecomunicaciones con la capacidad de detectar señales acústicas, cambios de temperatura, movimientos de la tierra, derecho de vía, fugas, y es equivalente a colocar 4 mil micrófonos virtuales en un tramo de 40 kilómetros con una precisión de 10 metros.

Principalmente, el monitoreo detecta actividades sospechosas, tales como tomas clandestinas ilegales y vandalismo con una precisión de 10 metros y hasta por 100 kilómetros desde una sola ubicación de los sistemas.

“La capacidad auditiva del sistema también permite que se puedan detectar señales específicas a lo largo de todo el ducto, como son vehículos, personas caminando, gente excavando manualmente y el uso de maquinaria de excavación pesada. Estos algoritmos permiten tener menos falsas alarmas y por tanto un sistema mucho más confiable, eficiente y rentable para el monitoreo de fugas en ductos”, dijo.

Los especialistas indicaron que los poliductos de los últimos 10 años en México, contienen fibra óptica, mismos que podrían ser utilizados para reducir el sabotaje y robo que en los últimos tres sexenios aumentó un 753 por ciento.