WWW.CAPITALMEXICO.COM.MX

Miércoles 19 de Febrero 2020
| | |

Arma de doble filo

Legisladores en desacuerdo por términos de la Ley Anticorrupción. Foto: Cuartoscuro

Legisladores en desacuerdo por términos de la Ley Anticorrupción. Foto: Cuartoscuro

29 de Julio 2016

La lucha anticorrupción en México no es nueva

Subir el tema anticorrupción a los partidos políticos es una arma de doble filo. Cuando  se ha tratado de atrapar a políticos incluso llamándolos “peces gordos” o “cambiar cacahuates por lingotes” han sido frases de la política mexicana que a final de cuentasse quedan en el anecdotario o en  “el diccionario vulgar de la política nacional”. En el fondo no es más que llamar corruptos o infractores de las leyes a aquellos que de alguna manera no pueden ocultar que se han enriquecido o favorecido a través de diferentes mañas.

La lucha anticorrupción en México no es nueva. Y de manera insistente en el gobierno y por añadidura el partido tricolor se suma a la batalla en contra de ésta y de quienes la ejercen como deporte nacional sin importar si pertenecen al mismo partido.

Sin embargo, esta práctica es un mal globalizado. En América, por ejemplo, en 2015 estuvo caracterizado por el descubrimiento de inmensas tramas de cohecho, Transparencia Internacional, que publica anualmente el índice de corrupción más usado en el mundo, señala que estos hechos puedan estar marcando el principio del fin de la corrupción galopante que azota la región.

De los 168 países analizados por la organización en 2015,  sólo tres naciones de América Latina –Uruguay, Chile y Costa Rica– obtuvieron calificaciones superiores a los 50 puntos (74, 70 y 55, respectivamente) en el índice, que clasifica a los países en una escala de cero (percepción de muy corrupto) a cien (percepción de ausencia de corrupción).

Lo que no se debe soslayar es que el tema de la corrupción tiene un impacto directo sobre el económico y además la percepción que se tiene del país es muy importante. Y sólo es una cuestión de cómo lo ve el ciudadano. Sin adentrarse en los vericuetos de lo que ocurre en distintos casos.

El tema de ofrecer una visión de país que lucha contra la corrupción es de percepción. Sin embargo, cuando salta algún caso que involucra a un partido o a un personaje que se declare adalid de la honestidad es cuando todos los esfuerzos se esfuman y el castigo social es alto.

[email protected]

@drcamartinez

Más notas sobre