WWW.CAPITALMEXICO.COM.MX

Jueves 06 de Agosto 2020
| | |

El valor de Cataluña

Cataluña. Foto: Especial

Cataluña. Foto: Especial

03 de Octubre 2017

Si Cataluña concreta su independencia quedaría fuera del rango

La agitación en Cataluña debe verse bajo la óptica de que la nación española pierde una región que representa 19 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) español. No sólo eso tendrá un impacto político ya que el desarrollo económico corre el riesgo de verse como una de las afectaciones en el mediano plazo.

Los analistas ya ven el movimiento independentista como la antesala de una crisis. La falta de un control de daños y al quedar a la mano de la especulación se advierte de una desaceleración en España, aunque modesta en su crecimiento desde un ritmo de 3.2 hasta 2.5 por ciento.

Incluso las manifestaciones ya tienen un impacto económico. Los paros totales habían sido superiores a 70 por ciento en el conjunto del sector público catalán es lo que reportan las autoridades.

En lo primero que comienza a notarse el deterioro económico es en el inevitable freno a las inversiones extranjeras. Las casas calificadoras es en parte en lo que comienzan a medir la viabilidad para la toma de decisiones.

Si Cataluña concreta su independencia quedaría fuera del rango de atención del Banco Central Europeo (BCE), entidad que garantiza la liquidez del sistema bancario de la UE y da líneas de crédito que han permitido a muchas entidades financieras sobrevivir a la crisis económica. Esa sería una de las negativas y de los puntos que debe analizar la región en caso de que continúe con su plan.

Según la agencia de calificación Moody’s, Cataluña aglutina a 16 por ciento de la población del país y que si los planes de independencia se llevaran a cabo harían debilitarse a toda la economía del territorio nacional, lo que supondría una baja del rating para el país.

Lo que debe verse es que el crecimiento industrial, comercial y económico catalán se originó no porque la riqueza naciera en esa región española, sino que fue una concesión del estado español que dio franquicias y beneficios a empresas que se instalaran en Cataluña. Así que de independizarse Cataluña el resto de España exigirá las compensaciones, muchas grandes empresas se irán de esa zona y hay que considerar también el bloqueo de la Unión Europea que cortará toda clase de ayudas, beneficios  e incentivos.

[email protected]

@drcamartinez

Más notas sobre