WWW.CAPITALMEXICO.COM.MX

Jueves 15 de Abril 2021
| | |

El zar del transporte

Jimenez-Espriu-640x360

Jimenez-Espriu-640x360

19 de Diciembre 2019

Abelardo Osuna Cobos, empresario de líneas de autobuses quiere llamar la atención del secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú, para recuperar su espacio como el zar del autotransporte

Dobleces |

Con ansias de regresar a la escena de los negocios con contratos con el gobierno a nivel federal, Abelardo Osuna Cobos, empresario de líneas de autobuses quiere llamar la atención del secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú, para recuperar su espacio como el zar del autotransporte. Aunque detrás de sus negocios hay intereses políticos regionales enmascarados.

Y es que Abelardo Osuna está acostumbrado a diversificar sus negocios. De la línea Transpais —empresa emblema— sus intereses se han desdoblado. La familia Osuna ha creado unas 25 empresas, la mayoría tiene como socios al expresidente municipal de Ciudad Mante y a sus familiares Abelardo, Adrián y Alejandra Osuna Morales, además de estar constituidas en Monterrey, Nuevo León, o Ciudad Victoria, Tamaulipas.

En esa región han encontrado un mercado fertil pues entre las firmas que han crecido se encuentra Car One Group, Car One Parts, Outlet Car One, Car One Monterrey, Car One Premium y Car One Francesa.

En el sexenio pasado, las firmas del llamado “emporio de los Osuna” tuvieron jugosos contratos. Durante 2013 al 2018, incluso se le concedieron a nivel federal 150 contratos por al menos 500 millones de pesos por el arrendamiento y adquisición de vehículos, principalmente en instituciones como Petróleos Mexicanos, la Comisión Nacional del Agua, Aeropuertos y Servicios Auxiliares, así como la Comisión Federal de Electricidad.

Pero entre sus movimientos turbios se encuentra que varios de los contratos de la firma pagados con dinero federal se destinaron a servicios o adquisición de vehículos para diferentes municipios de Nuevo León, entidad en la que se constituyeron algunas firmas asociadas a Car One.

En Tamaulipas hay una línea de autobuses que ha causado extrañeza entre empresarios del ramo porque su nombre está sobre la mesa si se habla de temas como narcobloqueos, secuestro de migrantes, accidentes carreteros y hasta transporte de los llamados “acarreados” para eventos políticos. Se trata de Transpais, una firma de la familia Osuna, conocida en el sector político y empresarial que ha causado extrañeza en la Secretaría de Comunicaciones y Transportes.

El accionista mayoritario, Abelardo Osuna Cobos, expresidente municipal de Ciudad Mante, Tamaulipas, quien de igual forma fue tesorero general del estado durante el mandato de Enrique Cárdenas González. Su crecimiento con empresarios data de varias décadas atrás y el caso de Osuna es uno de ellos.

Actualmente ha llamado la atención Transpais, pues en marzo secuestraron a 22 migrantes que viajaban en un autobús de esa firma. Para mediados del año, la empresa comenzó a solicitar identificación a sus pasajeros para comprar y abordar los autobuses, una medida de seguridad que también propició desconfianza.

Este mercado lo tiene bien conocido Osuna pero quiere de nueva cuenta tener contratos federales que le ayudan a mantener sus relaciones políticas pero ahora con integrantes de la nueva clase política.

 

 

Por: Israel Mendoza Pérez

@imendozape

Más notas sobre