www.capitalmexico.com.mx

Lunes 02 de Agosto 2021
Seguimiento de COVID-19 México 02 agosto 2021 · 21:22
2,861,498 Confirmados
2,241,868 Recuperados
241,279 Decesos

Los datos de EU

 

Se pierden empleos y dinamismo en la economía


La economía de Estados Unidos no ha mostrado el milagro trumpiano que se esperaba.

Es decir, su crecimiento y la generación de empleos van muy lentos. Y no se debe olvidar que existe un riesgo el cual es el tema comercial. Ya que al cerrar ese espacio en las negociaciones se pierden empleos y dinamismo en la economía.

En su momento, el Fondo Monetario Internacional (FMI) mostró un leve optimismo sobre el crecimiento mundial, pero alertó sobre el riesgo de una “guerra comercial” alimentada por las presiones proteccionistas en Estados Unidos y Europa.

La profunda incertidumbre sobre la evolución a corto plazo de la economía y de las políticas aumentan el riesgo, ya que por el momento Estados Unidos y Norcorea ponen en una situación tensa la geopolítica. Y es que el Producto Interno Bruto del primer trimestre de 2017 en Estados Unidos se incrementó a una tasa anualizada de 0.7 por ciento, según cifras del Departamento de Comercio; la cifra estuvo por debajo del estimado para el inicio de año. Ahora que se está a un paso del segundo semestre comienza de nuevo la preocupación ya que la lentitud comienza a generar preocupación que desborda en especulación.

El ritmo de crecimiento del primer trimestre no es un reflejo fiel de la salud de la economía estadounidense. El mercado laboral está cerca del empleo pleno, lo que ha generado un crecimiento de los salarios más enérgico, y la confianza del consumidor está cerca de máximos de varios años.

El escenario próximo no es tan halagüeño, ya que los economistas afirman que puede ser difícil para Trump cumplir con su promesa de elevar el crecimiento del PIB anual a 4 por ciento sin aumentos en la productividad.

Y otro dato que debe analizarse en esta coyuntura es que el crecimiento del gasto del consumidor, que responde por más de dos tercios de la actividad económica en Estados Unidos, se frenó a una tasa de 0.3 por ciento en el primer trimestre, el ritmo más débil desde el cuarto trimestre de 2009.