WWW.CAPITALMEXICO.COM.MX

Lunes 17 de Febrero 2020
| | |

La abdicación

El presidente Enrique Peña durante el anuncio del SNA. Foto: Cuartoscuro

El presidente Enrique Peña durante el anuncio del SNA. Foto: Cuartoscuro

12 de Agosto 2016

Al Gobierno Federal se le han acumulado temas que parecieran no tener solución

Hace algunos meses que el gobierno de Enrique Peña Nieto comenzó a dar señales de agotamiento. Y no es que el ejercicio del poder tenga tiempos o reglas definidas, simplemente es que en algunas ocasiones quienes acompañan al titular del Ejecutivo comienzan a dar muestras de ese agotamiento que al final se traduce en ineficacia para terminar en la más absoluta de las ineficiencias. Así es la naturaleza del poder, y particularmente en México, donde las cosas ocurren porque los ciclos se cumplen y los protagonistas se agotan.

Los estudiosos de los movimientos sociales ligados al fenómeno político han sido reiterativos que todo ejercicio del poder acumula etapas de conformidad a la eficiencia o ineficiencia de sus componentes, y me parece que es algo que debiera llamar la atención del Presidente de la República, o de quien hasta ahora se ha convertido en el jefe visible de su gabinete, y que para los puristas habrá que señalar que no despacha desde Bucareli.

La iniciativa de matrimonios entre personas del mismo sexo se ha convertido en un verdadero dolor de cabeza para Enrique Peña Nieto a causa del cínico proselitismo político de los prelados de la Iglesia Católica, al grado que fueron pilares de la derrota tricolor en estados como Aguascalientes y Chihuahua.

Seguramente los estrategas sexenales ya tomaron la decisión de que esta propuesta comience a dormir el “sueño de los justos” y pase al cajón de los olvidos.

Aunque la iniciativa fue enviada por la Presidencia de la República, el tema no es prioridad de la agenda legislativa del Partido Revolucionario Institucional en el próximo periodo de sesiones en la Cámara de Diputados.

Y no lo es porque lo previsible es que siga dañando considerablemente los índices de votación del tricolor de cara a la elección presidencial de 2018. Por lo pronto César Camacho rechazó que el tema genere división entre los legisladores de su partido, lo que quiere decir que ya fueron “planchados” como se dice coloquialmente.

Al Gobierno Federal se le han acumulado temas que parecieran no tener solución, y los más visibles son los referentes a la Reforma Educativa y a los matrimonios igualitarios. La línea se mandó antes de la reunión plenaria de la bancada a la que asistirán Miguel Ángel Osorio y Luis Videgaray, pero no se descarta que se presenten algunas muestras de inconformidad porque la crisis gubernamental por el tratamiento que se le ha dado a la CNTE comienza a enrarecer el ambiente. La inamovilidad le saldrá caro al PRI, y comienza la preocupación en varias regiones. Al tiempo.

[email protected]

Más notas sobre