WWW.CAPITALMEXICO.COM.MX

Lunes 08 de Marzo 2021
| | |

Proveedores abusivos

59713389-959F-4EC2-8F86-A9E5DA384C59

59713389-959F-4EC2-8F86-A9E5DA384C59

13 de Abril 2020

Y es que la emergencia sanitaria que se vive en el país por la propagación del coronavirus, ha exigido que el equipo al mando de Zoé Robledo en el IMSS, se abastezca de los productos necesarios para brindar la mjero atención en todo

Dobleces |

Cuando la pandemia del Covid-19 está a unos días de entrar en su face más cruenta y las instituciones de salud requieren tener insumos de primera calidad, surge casos negativos con la sombra del sospechosismo de aprovechar una situación adversa como la actual para meter productos de baja calidad.

Y es que la emergencia sanitaria que se vive en el país por la propagación del coronavirus, ha exigido que el equipo al mando de Zoé Robledo en el Instituto Mexicano del Seguro Social, se abastezca de los productos necesarios para brindar la mjero atención en todo el país; sin embargo, obtener cartuchos de impresión de calidad parece ser una tarea titánica en el IMSS. Aunque los proveedores creen que al tratarse de un producto no relevante en este momento de crisis pueden aprovecharse de la situación.

Resulta que los tóners marca Lexmark han provocado que se declaren desiertas diversas licitaciones, sin olvidar que con ello se pierde tiempo y recursos en el desahogo y revisión de los procesos de adquisición.

En la actualidad en el IMSS Guanajuato, al mando de Marco Antonio Hernández Carrillo, se vive esta situación, pues se decidió aplazar el fallo de la licitación LA-050GYR027-E55-2020 para mañana martes 14 de abril, tras identificar que firmas como AP Química Industrial y Soluciones Elsa, ligadas al empresario Jesús Lorenzo Bujaidar Blackallertratan de colocar los insumos de Lexmark, que en México es dirigida por Isaac Bessudo.

El principal problema de estos cartuchos es que son remanufacturados, usados o rellenados, características que sacrifican la calidad y rendimiento que pide el IMSS; además de contraponerse a los requisitos de la convocatoria, en donde se deja claro que debe ser totalmente nuevo.

Esa es la parte en la que hay proveedores que creen que pueden estafar a una institución que requiere dar en todos los aspectos calidad a las personas. No sólo en la atención médica sino hasta en la administrativa.

Hay otros casos, por ejemplo, en el IMSS Veracruz, el Coordinador de Informática, Alfonso Torres Rivera, descalificó a siete concursantes, entre las que se encontraba Soluciones Elsa, ya que el cartucho solo rinde para la impresión de 5,000 páginas y el requisito es que alcance para 12,000 páginas.

Además, entre las faltas se encontró que tampoco contaban con sistemas que permitieran la revisión y administración del consumo de la tinta; además de que no existía certeza de que los tóners cumplieran con la ISO/IEC19752. Al final el proceso se declaró desierto y se trabaja en uno nuevo.

Mientras que, en el IMSS Tamaulipas, que lleva Velia Patricia Silva, también tomaron la decisión de declarar desierta la licitación LA-050GYR018-E969-2019, luego de diferir en cinco ocasiones el fallo, ya que además de los problemas descritos previamente, se encontró que los insumos marca Lexmark tenían hasta 40% de sobreprecios.

Sin duda se trata de un asunto al que las autoridades deberán prestar especial atención, pues en el sector se sabe que Zoé Robledo analiza la posibilidad de boletinar e incluso inhabilitar a esta fabricante, situación que ya es del conocimiento también de la Secretaría de la Función Pública, de Irma Eréndira Sandoval.

Por: Israel Mendoza Pérez

@imendozape

Más notas sobre