WWW.CAPITALMEXICO.COM.MX

Domingo 24 de Enero 2021
| | |

Urgencia por llegar a ningún lado

Urgencia por llegar a ningún lado

Urgencia por llegar a ningún lado

07 de Diciembre 2020

Ojalá y antes de entrar en una nueva situación de emergencia logremos entender que no sólo nos exponemos a nosotros mismos, sino lo hacemos también con quien amamos.

El Pico del Pollo |

Por: Alfredo Albíter Sánchez

Bastaron dos horas para confirmar la teoría de que tras el encierro por la pandemia, tenemos prisa por llegar a ningún lado. Corremos y nos apuramos para nada, bueno sí, para salir de casa huyendo, corriendo, como si nuestro domicilio estuviese embrujado o como decían antes, como si fuésemos a recibir herencia.

Finalmente entiendo no es ninguna de las dos cosas, sino simple y sencillamente llegar lo más lejos posible del sitio al que un “méndigo bicho” nos ha mantenido por cualquier cantidad de horas, días y meses…

Correr para llegar a comprar ¿qué?, pues lo que sea, también el chiste es gastar, pues eso de alguna manera alivia el alma, vaya, se convierte en un bálsamo que refresca un poco esa almita tan inquieta últimamente. ¿Pero ya compraste y ahora?, pues a seguirle dando. Si se puede compremos más, ¿qué? da igual, el chiste es seguir gastando y sentir esa adrenalina o como se te pegue la gana llamarle, a eso que te hace sentir vivo…

Los hay otros, cuyo objetivo no es el centro comercial o tienda departamental, sino la casa de descanso, de campo o aprovechar los tiempos compartidos…Hay que salir corriendo para aprovechar cada uno de los minutos presentes en el viernes, sábado y domingo. Vivir todo lo que se pueda y no sólo aprovechar aquellos espacios donde se supone el Covid-19 no se siente muy a gusto por los “sanitizadores” aplicados, los cubrebocas puestos, las caretas y hasta los guantes.

Por lo menos en un rato, porque llegado el momento, pues ni modo ya estamos aquí, nos hemos lavado las manos, “sanitizado”, así es que ya chole con todos esos elementos y qué tanto es tantito…

Ahora que para ser justos, esto no es patente de un solo sector social, sino los hay de todos. Lo mismo llegan a hacer aquellos que van a exclusivos centros comerciales, que los otros, es igual, pues llegado el momento, relajarse de las medidas sanitarias es convertido en algo así como, deporte popular…

Esa intención de llegar corriendo a ningún lado, a muchos los ha llevado a un lugar, al que dudo sinceramente tuvieran mucha prisa por llegar. Ojalá y antes de entrar en una nueva situación de emergencia logremos entender que no sólo nos exponemos a nosotros mismos, sino lo hacemos también con quien amamos.

La rabadilla del Pollo

Pollos en el tejado me dicen que los fines de semana en el entronque de Paseo Tollocan y la entrada a San Mateo Atenco, sigue siendo un verdadero caos vehicular…Operadores del transporte hacen lo que se les pega la gana, para donde quieren y el tiempo que quieren. Todo esto gracias a que ni las autoridades estatales, ni municipales quieren hacerse cargo de ese triángulo de circulación y ambos esperan que sean los otros quienes den la solución. Por hoy, cierro pico. Shalom. Mi correo es: [email protected]mx

 

Más notas sobre