WWW.CAPITALMEXICO.COM.MX

Lunes 09 de Diciembre 2019
| | |

Hacer arte y música no es un lujo, enfatiza Germán Tort

No disponible

No disponible

05 de Julio 2019


* Resalta la labor del maestro César Tort, su padre y fundador del Instituto Artene, para enseñar a niños y jóvenes con un método práctico y a bajos costos

Por Evangelina del Toro

México, 5 Jul (Notimex).- Aunque el Instituto Artene no es una escuela para hacer músicos, sí lo es para educar a los niños, afirmó el director de esa academia Germán Tort, quien subrayó “que hacer arte y música no es un lujo”.

En entrevista con Notimex expuso que esa academia, que llega a sus 45 años de existencia, ha demostrado que la creación de melodías se puede hacer de una manera más accesible, pese a que en México la materia de Música no se le da mucha importancia.

“Para muchos países es muy importante que el niño haga deporte y música; aquí no. Somos pobres también por eso, porque los niños mexicanos no hacen música y hay maneras de hacerla, como la que muestra el Instituto, de una manera barata”.

“El arte y hacer música no es un lujo, no es para ricos o para cuando el país ya no tenga pobres. El arte se puede hacer de una manera muy barata y seguiremos siendo pobres cuando no haya arte para todos los mexicanos”, sentenció.

Tort reiteró que sin educación seguirá la pobreza y sin educación artística, también. Al educar a niños y adolescentes, se le desarrolla la sensibilidad y otras habilidades que requieren los seres humanos para su vida.

El académico recordó que de acuerdo con varios estudios, la música ayuda a que las neuronas se conecten y funcionen mejor, además de abonar a creación de melodías en grupo.

El Instituto Artene fue visualizado cuando su fundador, César Tort, viajó a Europa a estudiar composición; al regresar se dio cuenta que era necesario que los niños mexicanos estudiarán dicha asignatura, pero en su momento no había un método especial para ello.

“En México, aunque es un país muy rico en el ámbito musical, hacía falta hacer algo para educar a los niños. Se puso a componer (César) música para ellos, primero tenía que ser como los europeos, que utilizan su folclor, sus tradiciones y sus propios instrumentos”, dijo.

Para ello, explicó, realizó un gran trabajo en musicología para el país; posteriormente escribió acordes para niños, con toques mexicanos, instrumentos baratos como sonajas o panderos, así como prehispánicos adaptados para los pequeños.

Entre ellos se refirió al huéhuetl, tambor americano en forma de tubo, un instrumento que en los años 50 o 60 del siglo XX no era utilizado como lo es actualmente, que en todas las plazas públicas se toca para los concheros.

“Él hizo con artesanos mexicanos instrumentos para niños, cosa que no existía; también hizo marimba más chicas. Con ese tipo de instrumental y con su trabajo en lo psicológico, creó piezas desde lo más sencillo para bebés, hasta otros con una dificultad más específica”, explicó Germán Tort.

Tras varios años de trabajo, el maestro César Tort logró elaborar piezas desde para bebés de seis meses de vida en adelante, lo que hoy se llama estimulación temprana, hasta niños de 13 años, con un método accesible para las escuelas públicas.

César Tort fue investigador de música por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), también maestro de la Facultad de Música y del Conservatorio Nacional de Música, entre otros cargos.

Para celebrar los 45 años del Instituto Artene, este 6 de julio se llevará a cabo en el Palacio de Bellas Artes un concierto con cien niños y adolescentes. Los grupos más avanzados tocarán piezas del método Tort, junto al Coro de la Facultad de Música de la UNAM.

Los integrantes de esa agrupación de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) también presentarán piezas corales e instrumentales, además de otras inspiradas en el folclor mexicano como Veracruz y El pequeño Huasteco, otras con música contemporáneas, percusiones y una ópera llamada Hilitos de Oro.

“Estar en Bellas Artes, que es el lugar más representativo del arte musical más alto en México, es un honor. Y si los niños o el Instituto se presentan en uno de los mejores lugares que podíamos tener es por el trabajo de 45 años”, dijo.

El actual director de esa escuela sostuvo que actualmente se puede hacer música con instrumentos mexicanos accesibles, y el Método Tort muestra cómo se puede educar a la niñez mexicana, sin altos costos.

German Tort adelantó que en las próximas semanas comenzará la reedición de casi 500 libros de la obras del método, debido a que muchos de ellos se agotaron y otros no están impresos; el objetivo es que todos tengan acceso a esta obra.

-Fin de Nota-

NTX/EDT/EPT

Orquidea News