WWW.CAPITALMEXICO.COM.MX

Miércoles 05 de Mayo 2021
| | |

Medicinas sin receta, opción para el ahorro

Medicinas. Foto: Especial

Medicinas. Foto: Especial

18 de Abril 2018

Su uso puede reducir 11.8% el gasto en el sector salud

El uso responsable de medicamentos de venta sin receta médica (OTC, por sus siglas en inglés: Over The Counter), para el tratamiento de enfermedades de fácil autodiagnóstico, como el resfriado, los dolores musculares y de cabeza, podría generar un ahorro de hasta 43 mil 538 millones de pesos al sector salud en México, reveló el estudio “Valor económico de los medicamentos de libre acceso”, lo cual representa 11.8 por ciento del presupuesto anual de las instituciones del área.

Durante su intervención en el Foro sobre Autocuidado de la Salud, Julio Sánchez y Tépoz, titular de la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris), destacó que los medicamentos de libre venta que acreditan registro sanitario en México cumplen las disposiciones para garantizar su eficacia, calidad y seguridad.

El funcionario reconoció que el uso responsable de estos tratamientos OTC y la farmacovigilancia aplicable en su consumo, debe estar acompañado de información suficiente para pacientes, constituyéndose como una herramienta adicional y parte de las acciones disponibles de autocuidado de la salud.

En conferencia de prensa, el presidente de la Asociación de Fabricantes de Medicamentos de Libre Acceso (Afamela), Benni Boruchowski, dijo que cada año, más de 15 millones de mexicanos acuden a consulta por enfermedades comunes, lo que genera un gasto superior a los 50 mil millones de pesos en rubros como estudios de laboratorio, consultas médicas y fármacos.

“Esto equivaldría a un ahorro promedio del presupuesto anual de instituciones de salud pública como el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) y la Secretaría de Salud (SS) de hasta 11.8 por ciento, recursos que podrían ser canalizados a la atención de padecimientos crónicos degenerativos como la diabetes, cáncer de mama, cervicouterino y de próstata, entre otros”, indicó.

Empero, el estudio de la organización señala que, si estos padecimientos fueran tratados con medicamentos que no requieren receta médica, el gasto sería de aproximadamente seis mil millones de pesos por año.

Sobre la influencia que tienen las redes sociales y las páginas de información médica en el autocuidado, Ricardo Ramírez, director Ejecutivo de la Afamela, dijo que 70 por ciento de las consultas sobre síntomas se hace a través de medios digitales que la Cofepris ha regulado de manera eficiente, por lo que es necesario concientizar a los médicos del sector salud en el uso responsable de medicamentos sin receta médica a derechohabientes.

Sánchez y Tépoz señaló que la Cofepris aplica acciones permanentes de vigilancia en beneficio de la salud pública para evitar que productos sanitarios no regulados se expendan, pues sólo aquellos productos con dicha autorización han sido verificados para su venta y consumo.

Dijo que es muy importante que los pacientes tengan la información sobre lo que implica el uso adecuado de aquellos medicamentos que han sido clasificados por las autoridades sanitarias de venta sin receta. Ramírez remarcó la diferencia entre los conceptos de automedicación y autoprescripción.

“Insisto a la población en general que la automedicación es en sentido positivo y la autoprescripción es un ejercicio que sustituye la decisión del médico, lo que se tiene que combatir, porque implica tomar medicamentos de prescripción sin verificación de un especialista”, afirmó.

Señaló que en el caso de un resfriado común, aproximadamente 7.5 millones de personas buscan tratamiento en el sector público, esto genera un costo de mil 25 pesos por atención médica y medicamentos, mientras que un tratamiento OTC costaría sólo 32 pesos, por lo que estimó que el ahorro para el sector salud podría ser de aproximadamente siete mil millones de pesos al año.

Las poco más de dos millones 800 mil consultas que se ofrecen en el sector salud por diarrea aguda, agregó, implican un costo diez veces más alto que el de un tratamiento OTC, por lo que el autodiagnóstico y la automedicación responsable generarían un ahorro potencial para el sistema de salud pública superior a los mil 668 millones de pesos.

“La automedicación con productos de libre acceso también ayudaría a mantener una fuerza de trabajo saludable, reduciendo los costos económicos por la pérdida de productividad, que representan alrededor de 195 millones de pesos al año por cada millón de casos tratados en el sector salud”, explicó.

Anunció que pronto la Afamela y la Cofepris lanzarán una campaña nacional sobre el uso adecuado de medicamentos de venta libre, o automedicación responsable.

Mencionó que la Cofepris somete a protocolos de investigación clínica minuciosa los medicamentos que buscan ser clasificados como OTC, a fin de garantizar su eficiencia, seguridad y baja toxicidad.

Más notas sobre