Capital México

Newsletter

Violencia de género, cada mes 20.6 casos en la UNAM

Desde la puesta en marcha del Protocolo de Atención de Casos de Violencia de Género, el 29 de agosto de 2016, al 28 de febrero de este año el número de quejas por posibles hechos de violencia de género fue de 372, correspondientes a 346 personas agresoras; es decir, 20.6 quejas por mes, detalló la Comisión Especial de Equidad de Género (CEEG) en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

De acuerdo con los datos proporcionados por el organismo de la máxima casa de estudios durante la Sesión Ordinaria del Consejo Universitario, desde 2003 y hasta el 28 de febrero de 2018, se han reportado 697 quejas por posibles hechos de violencia de género.

La Oficina de la Abogada General presentó en 2017 el Primer Informe sobre la Implementación del Protocolo para la Atención de Casos de Violencia de Género en la UNAM, que incluye el periodo entre el 29 de agosto, cuando se puso en marcha el protocolo, y el 12 de junio de 2017, lapso en que se reportó la presentación de 234 quejas. Al 28 de febrero de este año aumentó a 372 denuncias, correspondientes a 346 personas agresoras.

A estos casos se suman los reportados desde 2003 y hasta agosto de 2016, que son 325; es decir 1.9 quejas por mes, con lo cual el aumento es de 18.7 reportes en cada periodo, para alcanzar los 20.6 en la actualidad.

En relación con las 346 personas acusadas como agresoras, se iniciaron 293 procedimientos de sanción, de los cuales casi 80 por ciento fue resuelto. Sin embargo, el informe no indica cuál fue la consecuencia de tales procedimientos. Pendiente de resolución se encuentra el 20 por ciento restante.

De acuerdo con el informe sobre la puesta en marcha del protocolo, de las personas que presentaron una queja por posibles hechos por violencia de género, 96.6 por ciento son mujeres, y los agresores son, en 96 por ciento de los casos, hombres.

El estudio revela que los tipos de violencia de género que se presentaron en dicho periodo son, con mayor frecuencia de tipo sexual (50.4%), psicológica (29.9%), acoso sin connotación sexual (19.7%), así como física y discriminación por género (14.1%) respectivamente.

En una sola queja fue posible identificar más de un tipo de violencia, por lo que la suma supera el 100 por ciento.

Algunos consejeros universitarios se pronunciaron en contra de este hecho y exigieron a las autoridades garantizar la seguridad de los alumnos y revisar el funcionamiento correcto del protocolo.

El consejero Héctor Maya Castro indicó que consideran correctas las acciones adoptadas por la institución “a partir del reconocimiento del hecho y la gravedad del tipo de violencia ejercida”; no obstante, propuso la aplicación estricta de sanciones, sin distinción de puesto o jerarquía, así como el perfeccionamiento de los procedimientos de investigación que se generen, para evitar cualquier injusticia.

Al respecto, el rector de la máxima casa de estudios, Enrique Graue, dijo que es probable que esté aumentando la violencia de género debido a que se ha visibilizado el problema, “esto es algo que nos debe generar una gran satisfacción, porque si no lo visibilizamos no podemos combatirlo”.

Reiteró ante los miembros del consejo su compromiso hacia la equidad de género y a la eliminación de la violencia de género, y añadió que si bien hay inconformidades con el protocolo referentes a ausencias, dijo que están abiertos a atender peticiones concretas de los estudiantes para mejorarlo.

Salir de la versión móvil