WWW.CAPITALMEXICO.COM.MX

Viernes 03 de Julio 2020
| | |

Un día como hoy de 1961 nació Diana de Gales “Lady Di”

.

.

30 de Junio 2020

Su vida, obra e inesperada muerte en un accidente de tráfico, acaecida el 31 de agosto de 1997, la convirtieron en un auténtico mito de la cultura británica y en un personaje extremadamente popular.

Diana, princesa de Gales nació en Sandringham, Inglaterra; 1 de julio de 1961, también conocida como Lady Di, fue la primera esposa de Carlos de Gales, el heredero de la Corona británica, con quien tuvo dos hijos, Guillermo y Enrique.

Nacida en el seno de una familia aristócrata británica, fue la cuarta hija de John Spencer, VIII conde de Spencer, y de Frances Roche. Se crio en Sandringham House y se educó en Inglaterra y en Suiza. En 1975, después de que su padre heredara el título de conde Spencer, fue conocida como lady Diana Spencer. En 1981, se convirtió en una figura mediática, tras anunciarse su compromiso con el príncipe Carlos.

Su boda tuvo lugar el 29 de julio de 1981, en la catedral de San Pablo de Londres, y fue vista por más de 750 millones de personas en el mundo, gracias a los medios de comunicación. De la unión nacieron Guillermo y Enrique, quienes eran el segundo y el tercero en la línea de sucesión al trono, en su momento. Como princesa de Gales, Diana desarrolló sus obligaciones reales y representó a la reina en viajes en el extranjero. Fue celebrada por su labor humanitaria y por su apoyo a la Campaña Internacional para la Prohibición de las Minas Antipersona.

El 28 de agosto de 1996, Diana se divorció oficialmente de su marido, y se convirtió así en la única princesa no real de la historia del Reino Unido; sin embargo, pudo mantener su residencia en el Palacio de Kensington. Su propósito era mantener buenas relaciones con la Familia Real Británica por el bien de sus hijos (en ese momento, el segundo y el tercero en la línea sucesoria).

A fines de la década de 1980, la princesa de Gales se hizo popular por su respaldo a causas humanitarias. Ayudó a niños pobres en África, figuraba al lado de personalidades como Nelson Mandela, el Dalái lama o la madre Teresa de Calcuta y también presidió numerosas fundaciones benéficas.

Diana decidió tomar un rol activo como princesa de Gales en lugar de pasar sus horas en palacio. Se involucró con diversas causas, entre ellas la de pacientes con sida, ancianos y personas con adicciones, con lepra y con problemas diversos de salud. Su último compromiso de esta índole tuvo que ver con la erradicación de las minas antipersonales. Pocos días antes del accidente que le causó la muerte, visitó Bosnia, como parte de la Red de Sobrevivientes de Campos Minados, y se estima que su participación determinó varias acciones en contra del uso de este tipo de armamento. De hecho, la Campaña Internacional para la Prohibición de las Minas Antipersona obtuvo el Premio Nobel de la Paz en 1997.

Diana fue objeto del escrutinio mundial y de la atención mediática durante y después de su matrimonio, el cual finalizó el 28 de agosto de 1996. Su vida, obra e inesperada muerte en un accidente de tráfico, acaecida el 31 de agosto de 1997, la convirtieron en un auténtico mito de la cultura británica y en un personaje extremadamente popular. Es considerada tal vez la mujer más famosa y fotografiada del mundo en aquella época.

El 31 de agosto de 1997, Diana murió, como consecuencia de un accidente automovilístico, en el interior del Túnel de l’Alma, en la margen norte del río Sena, en París, Francia. Perecieron, en el mismo accidente, su pareja Dodi Al-Fayed y el conductor del automóvil, Henri Paul. El único superviviente del accidente fue el guardaespaldas de Al-Fayed, Trevor Rees-Jones: nadie excepto él llevaba puesto el cinturón de seguridad.

Mohamed Al-Fayed, padre de Dodi y dueño del Hotel Ritz Paris (lugar de trabajo de Henri Paul), ha dedicado varios años de su vida intentando comprobar una posible conspiración5​ por parte de la familia real británica y el MI6 (el Servicio Secreto británico). Sin embargo, investigaciones llevadas a cabo en Francia no arrojaron indicios que respaldaran dicha tesis. Posteriormente, la Operación Paget (investigaciones realizadas por la policía metropolitana londinense acerca de la muerte de Diana de Gales y de Dodi Al-Fayed), efectuada en el 2006, desechó por completo la idea de una conspiración. «Todo indica que fue la alta velocidad con que era conducido el auto donde viajaban (ambos) huyendo de los fotógrafos de las revistas del corazón y el amarillismo

Más notas sobre