www.capitalmexico.com.mx
Jueves 19 de Mayo 2022

Vicente Fox pide no votar en consulta de expresidentes

 

Fox Quesada calificó el ejercicio democrático como “una farsa” que sólo representará tirar dinero a la basura.


Durante el fin de semana, el exmandatario Vicente Fox Quesada llamó a sus seguidores a que no participen el próximo 1 de agosto en la consulta contra los “actores políticos del pasado”, mejor conocida como consulta contra los expresidentes.

Por medio de redes sociales, Fox Quesada calificó el ejercicio democrático como “una farsa” que sólo representará tirar dinero a la basura.

“Amigos, amigas, no nos prestemos a esta farsa. Hagámosle el vacío total. Nadie a votar el 1 de agosto. Ya los juzgaremos por tirar nuestro dinero a la basura”, escribió el expresidente en Twitter.

Más tarde, señaló que el presidente Andrés Manuel López Obrador, principal promotor de la consulta, debe poner sus “barbas a remojar”, pues él también será juzgado.

LEE TAMBIÉN | “Comes y te vas”: Vicente Fox habla sobre lo que hubo detrás de la llamada con Fidel Castro

“López, ya deja de hacerte el sonso. Tú eres la consulta, eres tú el que mece la cuna. Pon tus barbas a remojar. Serás juzgado por tus cientos de miles de muertos, por tu pésimo y criminal manejo de pandemia, por liberar criminales (Chapito), por quitar Seguro Popular y por tantas pendejadas”, escribió.

DEBE PARTICIPAR 40% PARA JUZGAR A FOX Y LOS DEMÁS

De acuerdo con la Constitución, no basta con que la mayoría vote por juzgar a los expresidente, sino que es necesario que cierto número de la población haya participado para que el resultado sea vinculante; es decir, que se lleve a cabo la decisión del pueblo.

“Cuando la participación total corresponda, al menos, al 40 por ciento de los ciudadanos inscritos en la lista nominal de electores, el resultado será vinculatorio para los poderes Ejecutivo y Legislativo federales y para las autoridades competentes”, señala la ley.

Cabe recordar que AMLO ha dicho que Vicente Fox podría ser investigado y juzgado por haber traicionado la confianza que el pueblo de México depositó en él en las elecciones del año 2000 tras décadas de régimen priista.

También ha dicho que el panista violó los principios de la democracia, pues él mismo ha admitido que intervino y “cargó los dados” para que Felipe Calderón fuera su sustituto y no López Orador en 2006.