www.capitalmexico.com.mx
Miércoles 17 de Agosto 2022

En Colombia murió Taylor Hawkins, baterista de Foo Fighters

Taylor Hawkins
 

Oliver Taylor Hawkins nació el 17 de febrero de 1972 en Fort Worth, Texas; sin embargo, su familia se mudo pronto a Laguna Beach, California, en 1976.


El baterista de la banda los Foo Fighters, Taylor Hawkins, falleció en Bogotá, Colombia; la noticia fue confirmada por la banda en sus redes sociales.

“La familia Foo Fighters está devastada por la trágica y prematura pérdida de nuestro querido Taylor Hawkins. Su espíritu musical y su risa contagiosa vivirán con todos nosotros para siempre”, señaló el grupo liderado por Dave Grohl en un breve comunicado.

De acuerdo con Caracol Radio, el músico de 50 años y originario de Texas fue hallado sin vida en la habitación del hotel Casa Medina de Bogotá.

La banda se presentaría esta noche en el Festival Estéreo Picnic, como parte de su gira por América Latina.

“Con el corazón roto estamos acá para comunicarles una noticia tristísima, debido a una situación medica de mucha gravedad: Foo Fighters no podrá presentarse esta noche y ha cancelado el resto de su gira suramericana. El Festival sigue de pie. Hemos retrasado veinte minutos el inicio de Black Pumas y pronto comunicaremos los horarios del resto de la noche. Lamentamos esta profunda situación”, señalaron los organizadores del festival.

Mientras tanto, la Policía Nacional de Bogotá señaló que la causa de la muerte del baterista aún “se encuentra por establecer”.

Por su parte, el Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) de la Fiscalía de Colombia arribó al lugar para realizar los peritajes correspondientes.

¿Quién fue Taylor Hawkins?

Oliver Taylor Hawkins nació el 17 de febrero de 1972 en Fort Worth, Texas; sin embargo, su familia se mudo pronto a Laguna Beach, California, en 1976.

El baterista era un músico bastante preparado pues desde niño tomó clases en el instrumento y acabó una carrera en el conservatorio, especializado en percusión clásica.

La reputación y talento de Hawkins lo hicieron destacar en la escena musical estadounidense hasta tocar para Alanis Morrissette en la década de los 90.

Pero su consagración detrás de los tambores llegó en 1997 cuando se unió a los Foo Fighters, la banda que fundó Dave Grohl después de la muerte de Kurt Cobain y la desintegración de Nirvana en 1994.