Menú de Navegación
Suscríbete >
Facebook Twitter Youtube Google+
Search X
- MÁS SECCIONES
X
CONTACTO Newsletter SUSCRÍBETE
  • Capital Coahuila
  • Capital Hidalgo
  • Capital Jalisco
  • Capital Morelos
  • Capital Oaxaca
  • Capital Puebla
  • Capital Quintana Roo
  • Capital Querétaro
  • Capital Veracruz
  • Capital México
  • Capital Michoacán
  • Capital Mujer
  • Reporte Índigo
  • Estadio Deportes
  • The News
  • Efekto
  • Diario DF
  • Capital Edo. de Méx.
  • Green TV
  • Revista Cambio
Radio Capital
Pirata FM
Capital Máxima
Capital FM
Digital
Prensa
Radio
TV
v Capital México =
Opinión / De Memoria

Elecciones 2018

Carlos Ferreyra Carrasco
Carlos Ferreyra Carrasco daa23@pruebacorre.mx
Hace 2 meses
Facebook Twitter Whatsapp

Que no nos gane la risa, pero ¿habrá algún inocente que se tragó el cuento de la renovación del PRI?

Mis paisanos, tantos años viendo cómo mueven el abanico y todavía no se dan cuenta de que son verdaderas marquesas. Creo que son ganas de hacerle al tío Lolo porque es evidente que con Enrique Peña Nieto el único trabajo consistente ha sido el de la recuperación del poder omnímodo de la Presidencia.

Con una dirigencia partidaria mediocre, inexistente, que lo más que hace es enfrascarse en dimes y diretes sólo, porque el destino de los dardos, Peje, no se da por enterado.

En tales condiciones no podría dejarse en manos de la masa la decisión de una candidatura. Ni siquiera la de encargado de alumbrado público en un oscuro municipio oaxaqueño donde no hay electricidad.

Voluntarioso, nuestro guía tendrá que distraer sus afanes sucesorios con la defensa sobre los posibles, reales o imaginarios aportes de Odebrecht a su campaña y desde antes, precampaña.

Pero requiere un guardaespaldas, leal, fiel a toda prueba y en cierto modo, hasta copartícipe en las travesuras del joven tlatoani.

Del ridículo de la Asamblea tricolor ya han comentado lo suficiente para habernos enterado de que el entrenamiento de décadas, cual perros de Pavlov, subsiste en los levantadedos que militan en el PRI.

Para entenderlo: los perros de Pavlov están encerrados en una jaula. Cada determinado tiempo tocan una campana y les dan de comer. Empiezan con horarios apropiados y luego van desorganizando todo.

La conclusión es que los canes salivan y esperan su comida, cada ocasión que alguien toca la campana. Así mis amigos tricolores escucharon, pero no entendieron y a la hora de votar elevaron su dedito porque ahora se trata de volver a tiempos del Gran Poder.

Lo más claro que dejó esta Asamblea, fue el abandono a la militancia, a la lealtad, a cambio del robustecimiento de los poderes metaconstitucionales del ocupante en turno de Los Pinos.

Como detalle curioso, no ha sido un asunto de interés para los grupos opositores porque todos quieren, en caso de llegar a la Presidencia de la República, tener esa capacidad y ese poder casi absoluto. Véase en la foto como Carlos Salinas ejerce su control sobre sus hoy detractores y enemigos.

Habrá que estar pendientes de lo que siga en el caso de los constructores brasileños que han obligado a varios países a enjuiciar a sus exmandatarios. Y llegar al 20 de noviembre para conocer al escogido.

carlos_ferreyra_carrasco@hotmail.com

COMPARTE Facebook Twitter Whatsapp
TEMAS Asamblea tricolor Carlos Salinas Enrique Peña Nieto Odebrecht PRI
RECOMENDADO
La Coyuntura / Vladimir Galeana

Otra vez la fiscalía

Hace 22 horas
Vladimir Galeana
Artículo / Capital

Spots en tiempos de emergencia

Hace 22 horas
Capital
CIUDAD CAPITAL / Javier García

Vivienda, negocio y Morena

Hace 1 año
Javier García
Indicador Político Seguir Leyendo>
Carlos Ramírez

TLC: fracaso en desarrollo por falta de una estrategia oficial

Carlos Ramírez