WWW.CAPITALMEXICO.COM.MX

Jueves 09 de Julio 2020
| | |

Cómo y quién valida la elección presidencial

Foto: Staff Capital

Foto: Staff Capital

01 de Julio 2018

El proceso para validar un elección presidencial tiene varios pasos, los cuales comienzan después de que las casillas cierran

El día de la elección no marca el final de un proceso electoral; aún falta una parte por demás relevante, la cual es la validación de la elección para que, una vez que las autoridades correspondientes califiquen como legales los comicios, poder afirmar que, legalmente, existe un nuevo presidente electo, el cual tomará posesión el próximo 1 de diciembre.

El proceso para validar un elección presidencial tiene varios pasos, los cuales comienzan después de que las casillas cierran, es decir, a las 6 de la tarde.

A partir de ese momento, el presidente de casilla y el primer escrutador se encargan de vaciar las urnas y contar una a una las boletas. Una vez que terminan, el presidente de casilla llena dos actas por cada urna: la primera, es la que se entrega para que se realice el cómputo de resultados.

La segunda es el acta la que se quedará con el paquete en el que estarán contenidos todas las boletas. De igual forma, se llena una constancia de cierre de casilla y una acta impresa a mayor escala, la cual se coloca a las afueras de la casillas para que los ciudadanos sepan los resultados de esa ubicación.

Una vez que se empaquetan los votos y se tienen las actas listas, el presidente de casilla y los funcionarios de casilla que así lo quieran, acudirán a las oficinas del Instituto Nacional Electoral para dejar los documentos y el paquete de las boletas.

Los documentos electorales de las casillas se envían a las oficinas distritales del Instituto, y es ahí cuando comienza el cómputo de actas para poder contabilizar todos los votos de país y determinar al candidato que tiene más sufragios a su favor.

Los consejeros del INE tienen la facultad de declarar válida una elección; sin embargo, en caso de existir inconformidades, estas pueden ser denunciadas ante la Fiscalía Especializada para la Atención de los Delitos Electorales (FEPADE) y ante el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF).

El TEPJF es el organismo que tiene la última palabra; se encargará de resolver todas las controversias que puedan surgir en contra de la elección presidencial o de declarar finalizado el proceso cuando no exista ninguna.

Entre sus facultados, el TEPJF puede ordenar al INE hacer un recuento de votos de las casillas con irregularidades, e incluso puede calificar como inválida una elección, cuando existan elementos lo suficientemente graves para hacerlo.

El proceso de termina cuando la Sala Superior del Tribunal Electoral aprueba el cómputo final, declara la validez de la elección y otorga al candidato ganador la constancia de presidente electo. Esta última etapa debe concluir a más tardar el día 6 de septiembre.

ODT

Más notas sobre